El PP ofrecerá al PSOE reformar la Ley Electoral

Por MIGUEL PÉREZ MONTES. 07/12/2019

Si el partido de la oposición viera que la investidura no sale adelante, Casado propondría una prima para el partido más votado en las elecciones con el fin de evitar futuros bloqueos políticos.

El presidente del PP, Pablo Casado, durante su intervención en la sesión de control al Gobierno.

El presidente del PP, Pablo Casado, durante su intervención en la sesión de control al Gobierno.


El PP cree que la investidura de Pedro Sánchez saldrá adelante, ya sea en diciembre o en enero, con el apoyo o abstención de ERC. Sin embargo, hay una posibilidad encima de la mesa: que los republicanos no estén de acuerdo con lo que el PSOE les ofrece en la mesa de negociación y, por lo tanto, bloqueen la formación del primer gobierno de coalición de la historia reciente. Por ello, desde la dirección de Génova 13 apuntan a que Pablo Casado ofrecerá una reforma de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG) para evitar futuros bloqueos políticos de cara a unas hipotéticas terceras elecciones generales. 



Desde el partido de la oposición apuntan a que este cambio en la Ley Electoral consistiría en dar una prima de 50 escaños al partido que más votos tuviera en los comicios. Esta posibilidad ya se tanteó antes del 10 de noviembre de cara a esta XIV legislatura, algo que el PSOE rechazó. Sin embargo, desde el PP se abren a dialogar con los socialistas y con Ciudadanos para reformar la ley sin pasar por la Constitución, algo que los populares no quieren abordar por ahora. La reforma sería exprés. 



La pelota está en el tejado de los independentistas

El PP no quiere que la gobernabilidad del país esté justo en las manos de quien se quieren ir de España. El propio Casado ha apuntado en varias ocasiones que una reforma de la LOREG sería lo ideal para evitar que ERC, JxCAT o EH-Bildu tengan poder de decisión y palabra en la formación de un gobierno progresista. 



Una forma de sortear nuevas elecciones

Casado, en el acto que tuvo lugar ayer en el Congreso de los Diputados por el 41 aniversario de la Constitución, afirmó que una reforma de la Ley Electoral evitaría unas nuevas elecciones porque el bloqueo político tendría menos fuerza con un partido 50 escaños más fortalecido. Así, la fragmentación política, a pesar de ser un hecho, no forzaría que el país estuviese paralizado más tiempo del debido. 



Cambios en el Congreso de los Diputados

Esta prima, de llevarse a cabo, cambiaría la distribución de la Cámara Baja. De los 350 diputados que tiene el Hemiciclo ahora se pasaría a 400 por esa prima al partido más votado, lo que cambiaría las sinergias parlamentarias. Así, la mayoría absoluta pasaría de ser de 178 a 201 diputados, por ejemplo, y las fórmulas para sacar adelante diferentes leyes o propuestas también se verían modificadas. 




Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar