ESPAÑA | ABANDONO DE DON JUAN CARLOS DE ESPAÑA

Don Juan Carlos seguirá siendo miembro de la Familia Real

Por MIGUEL PÉREZ MONTES. 04/08/2020

Felipe VI le mantendría el título de rey emérito a no ser que las investigaciones judiciales obligaran a aislar a su padre aún más. La reina Sofía seguirá en el Palacio de La Zarzuela.

El rey Juan Carlos, acompañado de la reina Sofía.

El rey Juan Carlos, acompañado de la reina Sofía.

Todo apunta a que la marcha de Don Juan Carlos de España para salvaguardar la Monarquía será suficiente, al menos por el momento, para intentar alejar los escándalos sobre las presuntas cuentas fraudulentas del monarca emérito en diferentes paraísos fiscales. Por ahora, el Gobierno no valora publicar en el Boletín Oficial del Estado (BOE) un real decreto que derogue aquel de 2014 que le otorgaba el título de rey emérito cuando el que fuera jefe de Estado desde 1978 hasta ese momento abdicó en favor de su hijo, el actual rey Felipe VI. 

El Ejecutivo no estudia publicar este texto gubernamental al menos por el momento. El Real Decreto 470/2014, de 13 de junio, que modificaba el 1368/1987, de 6 de noviembre, sobre títulos, tratamientos y honores de la Familia Real y los regentes, otorgaba al padre de Don Felipe el tratamiento de majestad y honores análogos a los establecidos para la Princesa de Asturias, Leonor de Borbón. Este recogía lo siguiente: "Don Juan Carlos de Borbón continuará vitaliciamente en el uso con carácter honorífico del título de Rey, con tratamiento de Majestad y honores análogos a los establecidos para el Heredero de la Corona, Príncipe o Princesa de Asturias". La reina Sofía corría la misma suerte. En el caso de que se retirara este tratamiento al padre de Felipe VI, se intentaría que la madre del Rey continuara siendo emérita. 

Las negociaciones entre el Palacio de La Moncloa y el de La Zarzuela han sido protagonizadas entre la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo; y el propio monarca con sus más estrechos colaboradores. Felipe VI invitó a su padre a tomar esta decisión después de que lo consultara ccon el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. 

La reina Sofía no sufrirá cambios

La madre de Felipe VI no vivirá grandes cambios con la marcha de su marido de España para no perjudicar más aún a su familia y a la institución que encabezó durante casi 40 años. En el momento de la noticia, Doña Sofía se encontraba en el Palacio de Marivent (Mallorca) con su hermana, Irene de Grecia. 

A efectos prácticos, la madre de Don Felipe seguirá viviendo en el Palacio de La Zarzuela y mantendrá los actos públicos que le requiere su agenda institucional como miembro de la Familia Real. La emérita cuenta con el apoyo total de su hijo, que siempre ha mostrado su interés porque siga participando de la vida pública. Cabe destacar que Felipe VI y doña Sofía son los dos miembros de la Familia Real mejor valorados.