ANDALUCÍA | ENTREVISTA A ALEJANDRO AGUILAR

"En las Peñas de Córdoba he visto la envidia, la maldad y la ira"

Por J. C. RUBIO. 28/04/2020

El comunicador y ex directivo de la Federación de Peñas Cordobesas da su parecer sobre la crisis que viven estas entidades y un Mayo Festivo inédito en la ciudad andaluza

El comunicador cordobés Alejandro Aguilar, fotografiado en su ciudad. / J. C. RUBIO

El comunicador cordobés Alejandro Aguilar, fotografiado en su ciudad. / J. C. RUBIO

Columna Cero entrevista a Alejandro Aguilar, que fue vocal de Juventud de la Federación de Peñas durante los primeros meses del primer mandato de Alfonso Morales, actual presidente de esta organización que aglutina a miles de cordobeses y que cada mes de mayo juega, sin duda, un protagonismo especial en la ciudad.

Este año, fiestas como la Batalla de las Flores, las romerías, las Cruces, el Festival de Patios o la Feria de Mayo han sido suspendidas por la pandemia del coronavirus, traduciéndose esto en una crisis económica para la Peñas, que se une al eterno problema generacional.

Presentador de numerosos eventos, colaborador en PTV y EsRadio y presentador en Ondamezquita TV, con tan sólo 22 años, Aguilar llegó a ser el directivo más joven de la Federación. Analizamos con él este Mayo Festivo vacío y el porvenir del colectivo peñista.

Como joven, ¿cómo estás viviendo este mes de mayo tan atípico en Córdoba?

Supongo que como todos. Con cierta inquietud por el futuro, pero con la ilusión de que pronto podamos salir de esta situación. En mi caso, he aprovechado para seguir formándome, continuar mis estudios y pasar más tiempo con la familia, que siempre es necesario.

Háblanos del Mayo Festivo desde tu punto de vista, como buen conocedor.

El mes de mayo, sin duda, es la explosión de alegría acumulada durante todo el año. Córdoba se viste de gala para recibir a miles de turistas y para sorprender al mundo. No obstante, siempre digo que nuestra ciudad es mucho más que su mes por excelencia. Afortunadamente, Córdoba, poco a poco, está convirtiendo todos sus meses en una ocasión perfecta para visitarnos, abriendo su oferta turística y programa de actividades al resto del año.

¿De qué manera se pueden ver afectadas las Peñas con este vacío de fiestas que nos deja el coronavirus?

Estamos viviendo una situación nunca antes vista. El futuro que se nos presenta viene acompañado de una crisis socioeconómica muy importante. En este nuevo contexto, por supuesto, las Peñas y numerosos colectivos se están viendo ya afectados. Muchas Peñas se nutren fundamentalmente de sus propios eventos que organizan durante el fin de semana. Algo que ahora mismo se ha visto paralizado. A todo esto, le sumamos la cancelación este año de la Feria y de muchas más celebraciones que se han quedado y se quedarán pendientes. 

¿Qué crees que pasará con la verbenas populares este año?

Todo lleva a pensar que no se podrán celebrar. Se han ido suspendiendo muchas fiestas tradicionales en Córdoba y otras ciudades de Andalucía y España. En estas circunstancias es difícil organizar con garantías todo lo que conllevan festejos de este tipo. Para lo que queda de año, a día de hoy, no hay decisión oficial por parte del Ayuntamiento.

¿Consideras que, en el caso de los jóvenes, tradiciones como la Batalla de las Flores o los Patios están arraigadas?

Pienso que no. O al menos, no lo suficiente. Por ejemplo, ¿qué joven sabe hoy en día hacer una carroza para la Batalla de las Flores? Cuando fallezcan nuestros mayores, la generación que viene detrás estará perdida. Igual ocurre con las Peñas, un fenómeno propio de nuestra idiosincrasia. Quien diga que en las Peñas está entrando gente joven, sabe que miente. Estamos ante un problema más serio de lo que pensamos. Se necesita un nuevo modelo de Peña, adaptado a nuestro tiempo. A un joven ya no le puedes pedir que abra su Peña todos los días, pues el ritmo frenético propio del día a día lo hace prácticamente imposible. Sí le puedes ofertar y pedir actividades puntuales, no necesariamente en una Peña

¿Cómo sería ese nuevo modelo de Peña que planteas?

Una Peña donde no necesariamente las actividades tengan que realizarse en su propia sede. Se deben abrir más al exterior. Realizar jornadas de convivencia con otros colectivos [Asociación Carnavalesca, Agrupación de Cofradías…], talleres de empleabilidad, de formación, charlas de interés cultural y de promoción de la ciudad, concursos de jóvenes talentos, conciertos musicales, visitas a museos, charlas en institutos y colegios para que, desde muy pequeños, los cordobeses sepan qué es eso de las Peñas. Después de más de cincuenta años de existencia de la Federación, tengo amigos que no conocen qué es una Peña exactamente. 

En su momento planteaste instaurar el Pregón de Juventud, al igual que el que celebra la Agrupación de Hermandades y Cofradías, o la elección del Rey de la Federación de Peñas Cordobesas, junto con su Reina. Pero estas propuestas no salieron adelante...

No. Ésta última por ejemplo, la elección del Rey junto con la Reina de la Federación de Peñas, pienso que es algo prioritario. Nadie entiende ya un certamen de belleza donde únicamente puedan presentarse mujeres. Sería una oportunidad única para dar visibilidad a los jóvenes y acercarlos al movimiento. Por supuesto, igual ocurre con el Pregón de Juventud. No sólo consiste en tener una vocalía de Juventud en la Directiva, sino en que ésta tenga voz y que funcione. Los jóvenes debemos aprender de los mayores, pero éstos también de nosotros, que a nadie se le olvide.

También propuse que, al igual que se otorgan los Potros de Oro, Plata y Bronce a los más distinguidos peñistas, se tuviera un especial reconocimiento con los jóvenes menores de 35 años. Es una manera de valorar su vinculación y su trabajo. Aunque para eso previamente deben integrarse.

Otro de los puntos a mejorar debe ser el Concurso Nacional de Copla. Son más de diez años de andadura y ha conseguido tener una muy buena reputación. Sin embargo, el número de participantes ha caído en picado en las últimas ediciones. Considero que su difusión en medios de comunicación podría mejorar mucho. 

Entre las propuestas que presenté en esos meses, salvo una tarjeta de descuento en distintas empresas para peñistas menores de 40 años, todas las demás fueron rechazadas.

¿Por qué decidió la Federación prescindir de ti como vocal?

Durante años he estado muy vinculado, presentando muchos eventos organizados por las Peñas y la propia Federación, siendo presidente don Francisco Castillero. Sin embargo, mi etapa como directivo se reduce tan sólo a unos meses. Desde octubre de 2015 a mayo de 2016. Precisamente fue en este mes, en el que más actividades se realizan, cuando el actual presidente decidió cesarme. Lo hizo en una reunión de Junta Directiva a la que no pude asistir por motivos laborales. Al día siguiente, tomamos un café y me dijo literalmente que decidió prescindir de mí porque iba a un "ritmo distinto" al suyo.

Lo que más me sorprendió fue que en la silla que yo dejé vacante se sentara su mujer [Aurora Barona, una conocida artista local]. Siempre he defendido que no debería haber parentesco alguno entre los miembros de la Directiva

Como testigo de aquella conversación se encontraba Antonio Arrastio, quien fuera su vicepresidente y persona de confianza, hoy también fuera de la Junta Directiva que dirige Morales

¿Qué aciertos le atribuyes al presidente actual?

Desde mi análisis, el único sería la limitación del mandato del presidente a ocho años. Se renovaron los estatutos, aunque pienso que se quedaron muchas cosas por adaptar que no se hicieron.

¿A qué Peña has pertenecido?

He estado vinculado a la Peña 'Las Ovejas Negras' y a la Asociación Pasión por Córdoba. Actualmente, no formo parte de ninguna. Me lo han propuesto varias, pero llevo años sin frecuentar una Peña

¿Volverías a formar de parte alguna candidatura?

Sinceramente, no. En cualquier caso, no sería yo quien diese ese paso. Si alguien en algún momento me necesita, aquí estaré. Pero dudo mucho que vuelva a formar parte en primera línea. Dicen que uno vuelve a los lugares donde fue feliz. Las Peñas me dieron buenos momentos, pero también descubrí con tan sólo 22 años que la ira, la envidia y la maldad están a veces más cerca de lo que creemos. El coste personal fue muy alto. Me hicieron muchísimo daño en redes sociales. Simplemente por defender un punto de vista contrario, sin ofender a nadie.

Te hemos visto hace muy poco tiempo en Ondamezquita TV, conduciendo un programa de sociedad y actualidad. 

Sí, una etapa muy bonita. He descubierto que además de contar en la ciudad con personas de una gran validez, nuestra provincia no se queda atrás. Rica en patrimonio, gastronomía, cultura y, por supuesto, en la calidad de sus gentes. 

¿Próximos proyectos?

Precisamente, en otra cadena local. Aunque ahora mismo todo debe volver a la normalidad. Como le dije hace unos días a un buen amigo: "Ahora mismo lo urgente es vivir". Todos debemos ser conscientes de esta nueva realidad y adaptarnos a lo que está por venir.