Bochorno: Carlota Corredera da paso a 'Informativos T5' con un colaborador por los suelos

Cada tarde, 'Sálvame' se encarga de dar el testigo a la edición nocturna del espacio de noticias de Telecinco

Carlota Corredera se dispone a dar paso a Roberto Fernández. / Telecinco
Carlota Corredera se dispone a dar paso a Roberto Fernández. / Telecinco

Uno de los últimos pases de 'Sálvame' a 'Informativos Telecinco' ha indignado a la audiencia, y eso ha tenido su reflejo en las redes sociales. Hace varios meses, Mediaset tuvo la idea de 'fusionar' el programa de las tardes con la edición nocturna del espacio de noticias y pasar de uno a otro sin ningún tipo de publicidad de por medio. Así, cada día, el presentador de turno del formato de La Fábrica de la Tele se encarga de dar el testigo al conductor del noticiero, aunque el pasado lunes esta transición trajo polémica.   

Terminado 'Sálvame Tomate', Carlota Corredera cedía los trastos al periodista Roberto Fernández, que sustituye a Pedro Piqueras mientras éste disfruta de sus vacaciones. Pero en el momento en el que la gallega se disponía a dar paso a los informativos, el colaborador Jesús Manuel Ruiz andaba tirado por los suelos, haciendo la 'croqueta' por todo el plató mientras sonaba una escandalosa música. Con este panorama, en la otra mitad de la pantalla, Fernández, con semblante serio, intentaba arrancar 'Informativos Telecinco'. Y nada menos que con los incidentes provocados por las fuertes lluvias que cayeron durante esa jornada en nuestro país.  

"Buenas noches. En este día de tormentas, un rayo de los miles que han caído hoy en España, ha sido precisamente el causante de…", comenzaba diciendo el presentador mientras Corredera hacía como que lo escuchaba con atención. Pero Jesús Manuel seguía a lo suyo, revolcándose por el suelo y revolucionando al resto de tertulianos que aún se encontraban en el estudio. Una situación surrealista y bochornosa que puso al límite a los espectadores que en esos momentos conectaban con la cadena y que desató la ira de los usuarios de Twitter.

Pero por increíble que parezca, no es la primera vez que ocurre algo similar. Es lo que tiene llevar a cabo en pleno directo la transición entre un programa como 'Sálvame' y otro tan distinto en contenido y forma como las noticias de la noche. El viernes anterior pasó un episodio muy parecido. Esta vez era Núria Marín la que estaba al frente del espacio rosa. A la presentadora catalana no se le ocurrió otra cosa que dar paso a Roberto Fernández mientras bailaba. La cara del conductor de 'Informativos Telecinco' era un poema. Y en esa ocasión, el periodista debía comenzar el noticiero con un suceso aún más trágico que las tormentas: la terrible explosión que tuvo lugar en Beirut, capital de Líbano, y que dejó decenas de muertos y miles de heridos. Pero Marín seguía moviendo sus caderas en el otro lado de la pantalla.