miércoles, 4 de agosto de 2021

En los últimos 3 días se detectan más de 10.000 nuevos casos de cólera, en Yemen

Más de 1.000 niños necesitan tratamiento diario para paliar la diarrea acuosa aguda. En sólo un mes, 532 personas han perdido la vida debido a la enfermedad, 109 de ellas eran niños.


En los últimos 3 días se detectan más de 10.000 nuevos casos de cólera, en Yemen
  • whatsapp
  • linkedin

En las últimas 72 horas, el número de casos sospechosos de cólera en Yemen ha aumentado en 10.000, hasta un total de 65.300. Cada día, se reportan a los servicios de salud más de 1.000 casos de niños que padecen diarrea acuosa aguda. En sólo un mes, 532 personas han perdido la vida debido a la enfermedad, 109 de ellas eran niños. Estas cifras solo contabilizan los casos que han sido verificados, sin embargo, las cifras reales podrían ser mucho más altas.

40 toneladas de suministros

Como parte de su respuesta ante el brote de la enfermedad, UNICEF ha enviado tres aviones con más de 40 toneladas de suministros esenciales para salvar vidas, incluyendo medicamentos, sales de rehidratación oral, kits para paliar enfermedades diarreicas y líquidos, intravenosos para tratar a más de 50.000 pacientes. Pero las necesidades continúan en aumento debido a la escasez de medicamentos y otros equipos médicos vitales.

Agua y saneamiento

"La situación en Yemen está al borde del desastre. Los sistemas de abastecimiento de agua, saneamiento y salud están prácticamente colapsados. Más de 27 millones de yemeníes están viviendo una catástrofe humanitaria implacable. Las víctimas más grandes de esta tragedia causada por el hombre son la población más vulnerable de Yemen: sus niños", dijo la representante de UNICEF en Yemen, Meritxel Relaño. "Es necesario que la comunidad internacional apoye a largo plazo servicios sociales como el agua y el saneamiento. De lo contrario, los brotes de enfermedades mortales golpearán de nuevo y matarán a muchos más".

Médicos sin salario

Además del escaso funcionamiento de las plantas potabilizadoras, las aguas residuales y la basura no recolectada, se están aglomerando en áreas residenciales y están contaminando las fuentes de agua. Dos tercios de la población de Yemen no tienen acceso a agua potable. La mitad de los establecimientos de salud del país no funcionan y el personal médico lleva más de 8 meses sin recibir su salario. El debilitado sistema de salud del país está completamente desbordado, por la magnitud de la emergencia que está provocando el cólera.

UNICEF y sus aliados trabajan día y noche para responder al brote y han proporcionado apoyo a más de 200 centros de rehidratación oral en todo el país donde los pacientes son examinados y reciben atención médica inmediata. UNICEF también apoya en los centros de tratamiento de la diarrea, los casos más graves.

  • whatsapp
  • linkedin

Te puede interesar