GALICIA | EFECTOS DEL COVID-19 EN EL SECTOR NÁUTICO

ARIVEN pide que se incluya a las entidades náuticas en las ayudas al turismo

La Asociación Ría de Vigo de Entidades Náuticas realiza una encuesta para conocer el impacto de la crisis sanitaria en empresas, clubes y escuelas.

Miembros de la Asociación Ría de Vigo de Entidades Náuticas.

Miembros de la Asociación Ría de Vigo de Entidades Náuticas.

La crisis sanitaria generada por el COVID-19 ha traído consigo consecuencias directas sobre la actividad económica a escala global, a causa del distanciamiento social, la reducción en la actividad profesional a mínimos para garantizar los servicios de primera necesidad y el cierre de los negocios considerados no esenciales. Si bien muchos de estos efectos han sido inminentes en muchas pequeñas y medianas empresas, el mayor impacto se prevé todavía en el corto, medio e incluso largo plazo. De hecho, desde el Fondo Monetario Europeo ya han declarado que se espera una recesión global a causa del COVID-19, de una gravedad equiparable a la crisis financiera global de 2008. Por ello, desde la Asociación Ría de Vigo de Entidades Náuticas (ARIVEN) -entidad nacida en mayo de 2019 a raíz de la estrategia Blue Growth que capitanea la Autoridad Portuaria de Vigo y formada actualmente por un total de 21 socios- se han analizado los efectos ocasionados por esta crisis sanitaria en el ámbito de las entidades náuticas de la Ría de Vigo. Para ello, la Asociación ha contado con la información proporcionada por empresas, clubes náuticos y escuelas deportivas representativas de la cadena de valor a través de un proceso de encuesta en el que se han tomado datos cuantitativos y cualitativos sobre los impactos inmediatos y la estimación de los efectos inmediatos y a corto y medio plazo en el sector.

Actividad paralizada o en servicios mínimos

El informe hace referencia a que, por su consideración de carácter no esencial, la casi totalidad de la actividad náutica se ha visto paralizada en el entorno de la Ría de Vigo, manteniéndose únicamente, y bajo servicios mínimos, las actividades relacionadas con el transporte de pasajeros, el abastecimiento de productos esenciales y el mantenimiento de grandes embarcaciones. Asimismo, las medidas de restricción del estado de alarma han generado importantes efectos en las actividades náuticas, que por su naturaleza no han podido adaptarse a la modalidad de teletrabajo o que no permiten su desarrollo manteniendo las distancias de seguridad obligatorias. De forma general, todas las actividades de la cadena de valor se han visto afectadas en mayor o menor medida, si bien las mayores pérdidas generadas, en términos de facturación y reducción de personal, se observan en los clubes náuticos y escuelas deportivas, el turismo náutico, la construcción de embarcaciones y la formación.

Impactos a corto y medio-largo plazo

De acuerdo con el informe presentado por ARIVEN, los impactos inmediatos se reflejan en la reducción significativa de la facturación y del número de trabajadores, debido a la imposibilidad de continuar con la actividad a consecuencia de las restricciones de movilidad poblacional y la hibernación económica. En cuanto al impacto esperado de cara a los próximos meses, el informe concluye que éste se verá intensificado debido a la marcada estacionalidad de las empresas del sector náutico, ya que se prevé que en la época estival todavía permanezcan vigentes determinadas medidas de distanciamiento social que restrinjan las actividades con grupos numerosos de personas o la celebración de eventos en entornos abiertos. Por ello, las empresas del sector demandan un Plan de Sensibilización y Divulgación de la Náutica como alternativa de ocio y deporte saludable adaptable a las medidas de distanciamiento social y demás acciones de prevención, además del desarrollo de medidas de apoyo económico dirigidas al sector náutico, entre las que se proponen el desarrollo de ayudas o préstamos avalados por el Estado específicos para el sector, con los que garantizar la liquidez de las empresas que no han podido obtener ingresos, pero han continuado generando gastos; la reducción de las tasas e impuestos portuarios, para contrarrestar los efectos de los meses de parada que han tenido que mantener los clubes y escuelas náutico-deportivas; la emisión de bonos, subvencionados por el Estado, dirigidos al desarrollo de actividades del ámbito náutico, para su realización tras la finalización del estado de alarma; o la creación de un grupo de trabajo específico, con competencia y conocimiento del sector náutico, para la elaboración de paquetes de medidas adecuados y dirigidos al sector.

La asociación propone un Plan de Adaptación y Recuperación del Sector Náutico

Asimismo, el informe prioriza la necesidad de desarrollar un Plan de Adaptación y Recuperación del Sector Náutico, con el que garantizar que tanto las empresas como los usuarios puedan recuperar la normalidad de su actividad, bajo unas adecuadas condiciones de seguridad. Para ello, a juicio de ARIVEN, se requiere de la elaboración de protocolos adaptados a las diferentes actividades profesionales, en los que se explique de forma clara y objetiva las medidas a tomar (nº de personas en un recinto cerrado, distancia de seguridad, etc.); analizar la viabilidad del agente infeccioso en los diferentes materiales y elementos vinculados a la náutica, a fin de establecer protocolos específicos de actuación; y garantizar la disponibilidad de material de protección para los trabajadores y usuarios.

Promoción del deporte náutico

Por otra parte, desde la Asociación de Entidades Náuticas apuestan por el diseño de un Plan de Promoción del Deporte Náutico en la Ría de Vigo, dado el rol fundamental que desempeñan estas actividades en este entorno como fuente de salud y bienestar, que deberá ser desarrollado, en todo caso, de forma conjunta entre la Administración y ARIVEN como entidad aglutinadora del sector. Según apuntan desde la Asociación, la náutica deportiva y recreativa supone una gran fuente de enriquecimiento en el ámbito turístico de la Ría de Vigo, por lo que las políticas y ayudas dirigidas al sector del turismo deben extenderse también al apoyo de las entidades náuticas. Por ello, proponen acelerar la reapertura de los servicios y la recuperación de la actividad náutica en el proceso de desescalada, dada la facilidad de adaptar las medidas de distanciamiento social y de protección, como forma de contribuir a la reactivación económica y pronta recuperación de las empresas del sector. La náutica debe entenderse como una actividad de gran enriquecimiento y desarrollo socioeconómico en la Ría de Vigo, y es por ello por lo que su recuperación temprana se entiende como una necesidad no solo por la urgente recuperación de las empresas que han sufrido el impacto económico, sino por tratarse de un sector tan enriquecedor en términos de cultura, tradición y bienestar social, concluye el citado informe.

TAMBIÉN EN:

El Puerto de Vigo une a estudiantes y empresas
El Puerto de Vigo une a estudiantes y empresas

flecha Por FERNANDO RODRÍGUEZ ESTÉVEZ