sábado, 17 de abril de 2021

El PSOE ganaría las elecciones con el 30,7% de los votos

El PP cedería dos puntos en favor de Vox, que sube punto y medio. Unidas Podemos también perdería medio punto.


El PSOE ganaría las elecciones con el 30,7% de los votos
  • whatsapp
  • linkedin

La "nueva normalidad" de España tras la crisis sanitaria del coronavirus reforzaría a los grandes partidos del espectro político nacional. Según el último barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), el PSOE ganaría las elecciones generales con un 30,7% de los votos, a 10,2 puntos del principal líder de la oposición. El PP reuniría un 18,8% del electorado, por delante de un Vox que alcanzaría el 13,6% de los votos. Unidas Podemos seguiría su tendencia a la baja, manteniendo la cuarta posición, con un 11,2% de los votos. Ciudadanos aumentaría algo su apoyo, con un 9,3%, aunque no conseguiría fortalecer el proyecto de Inés Arrimadas.

Entre los partidos minoritarios, ERC sería el partido más beneficiado. La formación de Oriol Junqueras tendría un 3,5%, por delante de Más País y su 1,7%, del PNV y su 1,5% y de JxCAT y su 1,3%. EH-Bildu reuniría el 0,9%, por delante del BNG y su 0,7%, de Coalición Canaria con un 0,4%, y Na+ con 0,4%, incluso adelantando al PRC y su 0,2% y Teruel Existe, que mantendría su 0,1%.

Por lo tanto, la política de bloques apenas cambiaría. El centro-izquierda (PSOE,  Unidas Podemos y Más País) aglutinaría el 43,6% de los votos frente al 41,7% de los votos del centro-derecha (PP, Vox y Ciudadanos). Por lo tanto, la decisión volvería a estar en los partidos minoritarios para ensalzar, de nuevo, a Pedro Sánchez en La Moncloa o formular nuevas alianzas, aunque Pablo Casado apuntale la Presidencia del Gobierno a pesar de la fragmentación del voto de centro-derecha por la concurrencia de tres partidos que coinciden en parte de su electorado.

Evolución del voto

El PSOE se mantendría como primera fuerza política y Pedro Sánchez como claro ganador, electoral y moralmente, de los comicios. Los socialistas aumentarían en 1,7 puntos el porcentaje de voto. El PP, sin embargo, tendría un resultado electoral peor que en el pasado 10 de noviembre, disminuyendo dos puntos y sin evitar que Vox siga siendo un partido fuerte en la derecha. El partido de Santiago Abascal perdería, no obstante, 1,5 puntos en intención de voto. Unidas Podemos caería hasta 1,6 puntos. Mientras tanto, el partido de Inés Arrimadas lograría frenar la hemorragia y ganaría 2,5 puntos.

Estos resultados, si bien pueden cambiar mucho hasta que se celebren unas elecciones, deberían servir como orientación para los partidos de cara a su estrategia de cara al nuevo curso político. Este barómetro sale después de las elecciones autonómicas en Cataluña, las cuales han mostrado una hegemonía aparente del bloque independentista catalán y efectividad del “efecto Illa”, aunque no lo suficiente como para que el constitucionalismo gobierno en España. Vox rompió todos los estudios e irrumpió en el Parlament de Cataluña con 11 escaños. Ciudadanos sufrió una debacle sin paliativos, perdiendo 30 escaños y cayendo a penúltima fuerza política, solo por delante del PP, lo que obligará una profunda reflexión sobre la estrategia a seguir a partir de ahora. 

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha subrayado este miércoles que España “ha marcado ya el rumbo hacia la transformación digital”, porque todas las transformaciones que requiere nuestro país solo serán posibles “si damos un gran salto digital”. “Digitalizar para generar riqueza, para descarbonizar, para reducir desigualdades, para acercar territorios, y para reforzar el peso de las mujeres en nuestra sociedad”.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha instado este miércoles al presidente del PP, Pablo Casado, a romper con Vox en diferentes comunidades autónomas en cuyos gobiernos dependan de la formación ultra. El líder del Ejecutivo ha animado al principal partido de la oposición a tener "más sentido de Estado" frente al populismo de Vox, al que ha acusado de extender bulos, de fomentar el odio al inmigrante y de cuestionar la violencia machista que sufren muchas mujeres en España.

Te puede interesar