lunes, 25 de octubre de 2021

Repostería: El pan de avellanas y los bombones de sésamo

Estas dos deliciosas recetas forman parte de la repostería fina, se elaboran con prácticos ingredientes y son fáciles de preparar en casa


Repostería: El pan de avellanas y los bombones de sésamo
  • whatsapp
  • linkedin

El pan de avellanas es una receta muy sencilla y útil para el desayuno, las meriendas o una deliciosa cena. Se encuentra entre los mejores platos horneados y ocupan un distinguido lugar en la mesa, gracias a su suave textura y agradable aroma. Además es una receta fácil y económica.

Para preparar el pan de avellanas se necesitan 300 gramos de harina, 100 gramos de azúcar glass, 1 sobre de azúcar de vainilla, sal, 200 gramos de mantequilla fría del refrigerador, 1 huevo  y 100 gramos de avellanas. Mientras para el glaseado se requieren 100 gramos de cobertura de chocolate semiamargo.

La elaboración del pan de avellanas comienza amontonando en la superficie de trabajo la harina, el azúcar glass, el azúcar de vainilla y una pizca de sal. Se trocea la mantequilla y se distribuyen los trozos por el montón. Se hace un hueco en el centro y se coloca un huevo. Se amasa todo hasta lograr una masa lisa. Finalmente, se incorporan las avellanas y se forma una con la masa una barra de unos 40 cm de longitud, esta preparación se tapa y se mantiene a temperatura fría durante, al menos, 1 hora.

Se engrasa ligeramente la bandeja de hornear y se calienta el horno a 180° C, luego se corta la barra de masa en rodajas de 8 mm de espesor. Se colocan en la bandeja y se hornean durante 12 minutos, hasta que se doren. Se retiran y se dejan enfriar en la nevera.

En una olla se coloca un recipiente de metal con agua caliente, sin que llegue a hervir. Se deshace la cobertura en el recipiente y se funde a baño de María. Se sumergen las avellanas en el chocolate líquido, hasta la mitad, se colocan sobre el papel de repostería y se dejan secar.

La receta de los bombones de sésamo

Los bombones de sésamo se cocinan con 150 gramos de miel, 150 gramos de azúcar, 1 sobre de azúcar de vainilla, sal, 100 gramos de nueces picadas, 150 gramos de semillas de sésamo y aceite de maíz.

En un cazo se colocan la miel, el azúcar, el azúcar de vainilla, una pizca de sal y 100 ml de agua, a fuego lento. Se mantiene el hervor durante, al menos, 10 minutos. Se forma un molde rectangular de aluminio y se engrasa bien. En este jarabe se hierven a fuego lento las nueces y las semillas de sésamo durante aproximadamente 5 minutos. Esta masa se revuelve constantemente para que no se pegue.

Se coloca la masa en un molde y se alisa con una cuchara impregnada de aceite. Se forman cuidadosamente los bombones con cualquier molde pequeño en el tamaño que se prefiera y se rocían con las semillas de sésamo. Por último, se dejan secar durante 4 horas antes de servirlos.

Los bombones de sésamo gustan tanto a los niños de la casa, como a los mayores y bien presentados son un regalo inigualable. Los bombones siempre ocupan un lugar distinguido en las reposterías de muchísimos países.

  • whatsapp
  • linkedin
Autor

Maribel Torres

Lic. en Comunicación Social, con experiencia en medios impresos como periódicos, revistas y publicaciones institucionales. La experiencia profesional también incluye la redacción de contenidos web publicitarios para mejorar el posicionamiento SEO, Search Engine Optimization de diferentes productos comerciales de uso masivo y artículos web para promover destinos turísticos alrededor del mundo.

Te puede interesar