miércoles, 12 de mayo de 2021

Todos los negocios de éxito de Tom Brusse ("La isla de las tentaciones 2")

Melyssa y Tom Brusse se conocieron en "Mujeres y hombres y viceversa" hace un año


Todos los negocios de éxito de Tom Brusse ("La isla de las tentaciones 2")
  • whatsapp
  • linkedin

Tom Brusse se ha convertido en uno de los protagonistas más importantes de “La isla de las tentaciones 2”. El novio de Melissa no solo ha resultado un chico atractivo e “infiel” también es un empresario de éxito con varios negocios. El joven marroquí ha logrado crear un imperio gracias a su tesón y su trabajo por todo el mundo.

Tom Brusse es marroquí (de Marrakech, criado en el seno de una familia adinerada), estudió en Marbella y tiene negocios en Hong Kong...

Cuando decidió aceptar la oferta para pretender a Melyssa en el famoso “Mujeres y hombres y viceversa” hace casi un año, Tom Brusse se definía así mismo como “emprendedor y apasionado del golf”. La pareja vivió un auténtico flechazo que acabaría ocho meses más tarde en otro programa de televisión, “La isla de las tentaciones 2”.

Hace unos días, la madre de Melyssa decía que Tom era “un niño rico”, unas declaraciones que han sacado a la luz el pasado Tom. El joven, de 27 años de edad, es un empresario de éxito y su carrera parece que sólo acaba de empezar.. Pero al convertirse en uno de los concursantes más polémica de “La isla de las tentaciones 2”, su vida interesa y bastante: ¿De dónde obtiene el dinero para llevar un tren de vida tan alto en su día a día?.

Tom Brusse se crió en la ciudad de Marrakech en el seno de una familia bastante adinerada. En el vídeo de presentación del programa dirigido por Sandra Barneda, él explicaba así su vida: “Estudié en Marrbella en una escuela de hostelería y luego me fui a trabajar a Nueva York, luego a Barcelona y finalmente en Hong Kong”.

A los 23 años de edad, decidió abrir su primer negocio: un restaurante en Hong Kong que todavía posee y parece que le ha dado muchas alegrías. Allí vivió una historia de amor muy especial pero no salió bien, como él mismo explicó: “En esta ciudad la vida es muy superficial y las chicas están allí por interés”.

Al regresar a Marrakech adquirió un hotel. Y eso no es todo, el propio Tom ha confesado que “también tengo una marca de vestidos de baño”. Vamos, que tiene las ideas claras y ganas de éxito.

Pero, paralelamente a su trayectoria empresarial, Tom tiene un sueño que le encantaría hacer realidad: ser golfista profesional, un deporte que practica desde la infancia y le apasiona. Sin duda, una caja de sorpresas y más ahora que parece que acabará soltero tras su paso por República Dominicana con Melyssa.

Te puede interesar