Supervivientes 2020: anecdotario de una mañana cualquiera (1)

Es curioso ver las evoluciones de los concursantes y como a pesar de vídeos editados no pueden impedir que la gente se retrate de cuerpo entero. Os lo cuento en clave de humor

El grupo de los mortales divisa a unos juguetones delfines
El grupo de los mortales divisa a unos juguetones delfines

Amanece en los Cayos Cochinos. En el grupo de los siervos: Elena y Jorge dicen de ir a pescar o a buscar leña, Jorge prefiere leña porque el mar está picado. Hay una señorita que duerme (queridos lectores os toca ponerle nombre) se despierta refunfuñando: 'Pero que hacemos si son las 7 y luego llegan las 10 y estamos cansados'. Claro que sí guapi.

Ya levantada la señorita, se queja frente a la cámara, argumentando que siempre se hace lo que Elena y Jorge quieren, que a ella no le importa acoplarse porque siempre lo hace, pero que ellos deberían mirar de unirse más al grupo.

Finalmente van a coger leña. Avilés y la señorita, no queráis saber con qué cara y con qué ánimos, talmente como si viniesen de pasar la noche picando piedra. Hombros caídos, paso cansino y gesto de refunfuñe total.

Cargan leña, todos menos ella que  de momento solo mira y dice: '¿Es que nos vamos a llevar la isla? Dejad para mañana’.

Avilés que ha cargado cuatro tronquitos de nada se queja a la señorita de que se le ha inflamado un tendón de la mano y solícita y surrealista como ella sola, la señorita lo consuela: ‘Es que has cogido demasiada leña’.

Finalmente la señorita en cuestión también ha traído tres tronquitos, que no hay que saturarse y toca descansar para reponer sales minerales.

En el grupo de los mortales: Yiya coge leña, cocos y de todo como cada mañana. Después, junto con Ana María e Ivana va a pescar y pesca, pero no puede resistir los coletazos de los pescados agonizantes y pide que otro les saque el anzuelo, mientras Ana María se burla de ella riéndose.

Sorprendentemente y a pesar de la burla y de no ayudarla, a Yiya no le da ningún ataque de ansiedad, ni nada. Ni siquiera se hace la víctima por la falta de empatía de Aldón ante su agobio (ironía).

Fani divisa a un grupo de delfines y todos se extasían viendo las evoluciones de los cetáceos.

Ana María Aldón dice a cámara que sí que Yiya ha pescado, pero que a ella no le gana porque ha estado comiendo de lo que ella ha pescado durante días y que no la ve rival para ella y apostilla: ‘A Yiya no la considero competencia’. Por lo visto la ve ya fuera de la isla.

Y a todo esto Fani y Rocío Flores son nominadas por sus compañeros como las peores supervivientes.

Y ahora mis queridos lectores sacad vuestras propias conclusiones.