MUNDO ROSA | ADARA Y GIANMARCO HAN VUELTO A PROTAGONIZAR UN MOMENTO EN LA CAMA TRAS LA PASADA GALA

GH VIP 7: Hugo destrozado tras la noche de pasión de Adara y Gianmarco

Por JUAN ANTONIO. 06/11/2019

El novio de Adara se ha pronunciado tras la noche de Adara y Gianmarco en la cama

GH VIP 7
Adara
Gianmarco

Adara y Gianmarco

Todo empieza cuando la gala finaliza y Gianmarco, al llegar a la habitación, se enfada y le pide a Adara que se cambie de cama. Ella alucina, lo habla con el Maestro Joao y reconoce estar muy "dolida". A partir de aquí, la pareja de amigos entra en bucle y acaban en la cama mirándose fijamente y hablando de su situación a Joao:

Gianmarco: "Ella ha decidido luchar por lo suyo. Yo le dije hoy que no me quería separar".

Adara: "Ya se lo he pedido tres veces, no me voy a arrastrar más".

Sin embargo, después de estar un gran rato discutiendo en qué hacer, la parejita hace las paces y lo celebra con varios minutos tumbados en la cama, abrazados y dándose cariños. A eso de las cinco de la mañana, el italiano llega a la habitación tras acudir al confesionario. Gianmarco, que visiblemente estaba de buen humor, se tumba en la cama y se derrumba entre lágrimas mientras mira a Adara. El concursante estaba muy afectado por la decisión de la audiencia pero, mientras miraba fijamente a su compañera, vuelve a la carga: 

Adara: "¿En qué piensas?".

Gianmarco: "Tú has dicho que se entiende todo. Pues entonces ya lo sabes".

Gianmarco: "Me siento como cuando tienes un regalo, pero para abrirlo tienes que esperar"

Parece que el concursante estaba pensando en su relación con Adara. La concursante no contesta y se queda mirando fijamente a Gianmarco. El italiano, con los ojos llorosos, no dice nada y ambos se quedan durante varios minutos mirándose el uno al otro. Sin embargo, llega el momento en el que Adara no puede más, va a darle un abrazo y rompe a llorar en el hombro de su compañero.

A partir de aquí, sólo se escucha como la respiración de Gianmarco es cada vez más intensa, mientras que Adara lo abraza y le acaricia el pelo. Ella, que nota la intensidad del italiano, le dice "para ya, porfi", se distancia de él y disimula justificando que "no me gusta verte así".











Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar