martes, 24 de mayo de 2022

Estas son las claves del bono social joven: quién puede pedirlo y desde cuándo

El Gobierno contempla el pago 250 euros mensuales a personas de hasta 35 años. Este no podrá sumarse a otros subsidios que reciban los jóvenes.


Estas son las claves del bono social joven: quién puede pedirlo y desde cuándo
  • whatsapp
  • linkedin

El Gobierno ha aprobado el bono de alquiler para jóvenes de hasta 35 años y el Plan Estatal para el Acceso a la Vivienda 2022-2025. El Ejecutivo también ha acordado remitir a las Cortes el Proyecto de Ley de Calidad de la Arquitectura. Además, ha incluido nuevas cualificaciones relacionadas con la digitalización en el Sistema de Formación Profesional. El Consejo de Ministros ha aprobado el Real Decreto por el que se regula el "Bono Alquiler Joven" y el Plan Estatal para el Acceso a la Vivienda 2022-2025.

La ministra de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Raquel Sánchez, ha afirmado que el derecho constitucional a la vivienda "está llamado a convertirse en el quinto pilar del estado del bienestar" y que la política de vivienda es una de las prioridades del Gobierno, especialmente para garantizar su acceso a los más jóvenes.

Los Presupuestos Generales del Estado destinarán en este ejercicio 3.290 millones de euros a políticas de vivienda, lo que, según la ministra, supone "un salto cuantitativo frente a los 475 millones asignados en los presupuestos del anterior gobierno". Por su parte, la ministra de Política Territorial y portavoz del Gobierno, Isabel Rodríguez, ha reiterado el compromiso del Gobierno con iniciativas que, como las de vivienda, "amplían derechos, mejoran la vida de la gente y dignifican su desarrollo".

El Plan Estatal de Acceso a la Vivienda 2022-2025 está dotado con 345 millones de euros en los Presupuestos Generales para 2022, y se prevé que hasta 2025 sume un total de 1.717 millones de euros. Sánchez lo ha definido como "el principal instrumento del Gobierno para fomentar y apoyar el alquiler y facilitar a las personas con menos ingresos que accedan a una vivienda". Concretamente, presta especial atención a las personas más vulnerables, sin hogar o afectadas por desahucios.

Una de las medidas previstas es la subvención de la suscripción de seguros por impago del alquiler, con un límite del 5% de la cuota de la renta anual, para que el propietario tenga la garantía del cobro de la renta correspondiente y los inquilinos puedan ver aliviada temporalmente cualquier situación de dificultad económica sobrevenida.

Respecto a los jóvenes, podrán recibir ayudas al alquiler e incluso para la adquisición de vivienda habitual y permanente en municipios de menos de 10.000 habitantes. Además, un 30% de las 100.000 viviendas con las que se pretende incrementar el parque público de vivienda estarán reservadas para ellos.

Este impulso del parque público permitirá incrementar la oferta de vivienda en alquiler social y fomentar la vivienda en alquiler asequible para las personas mayores o con discapacidad, a través de ayudas a la promoción de viviendas con diseño, instalaciones y servicios que respondan a sus circunstancias.

El Plan también contempla promocionar las modalidades residenciales tipo 'cohousing' y las intergeneracionales y poner viviendas de la SAREB y de entidades públicas a disposición de las comunidades autónomas y entidades locales para que se destinen a alquiler social.

De manera más general, el Plan contribuirá a mejorar la accesibilidad de las viviendas, a impulsar la regeneración y renovación urbana y rural de zonas degradadas y de ámbitos en los que todavía impera el chabolismo y la infravivienda y a atender al pago de las ayudas de subsidiación de préstamos convenidos que se regularon en anteriores planes estatales de vivienda.

  • whatsapp
  • linkedin

Te puede interesar