sábado, 8 de mayo de 2021

El Gobierno recula: reconoce que estudia ampliar el estado de alarma

La presión de varias autonomías, del PP a nivel nacional... Hace que se desbaraten los planes de Sánchez. Si no se prorrogara la alarma, varias voces apuntan a un "plan B jurídico".


El Gobierno recula: reconoce que estudia ampliar el estado de alarma
  • whatsapp
  • linkedin

El Gobierno de España ha cambiado de planes. Si hasta este mismo lunes todas las voces del Ejecutivo apuntaban a que no se prorrogaría de nuevo el estado de alarma más allá del 9 de mayo, ahora fuentes gubernamentales abren la puerta a esa posibilidad después de la presión de varias autonomías, del PP, de los expertos sanitarios... Y, en el caso de que no se prorrogara, varios líderes apuntan a aprobar un plan B jurídico en el Congreso de los Diputados para mantener medidas de contención del virus de Covid-19 sin el aval de la Justicia.

El presidente del Gobierno se comprometió hace un año, en uno de los debates sobre la prórroga del primer estado de alarma, a llevar a la Cámara Baja una alternativa jurídica que sirviera como un paraguas legal para que los presidentes autonómicos tomaran las decisiones pertinentes para evitar contagios innecesarios por coronavirus. El Ejecutivo ha defendido todos estos meses que el estado de alarma se ha convertido en la mejor herramienta para hacer frente a la pandemia del Covid-19 en detrimento de la legislación ordinaria porque, en muchas de las leyes "de a pie", no se permite limitar derechos fundamentales. Sin embargo, fue llamativo cómo Sánchez, al anunciar la semana pasada el programa de vacunación con sus objetivos marcados hasta agosto -cuando se alcanzará la inmunidad de rebaño del 70% de la población española, con 33 millones de españoles-, aseguró que el Consejo de Ministros no solicitaría una prórroga del real decreto para alargar unas semanas más la excepcionalidad. 

No obstante, La Moncloa está disimulando un paso atrás más que evidente sobre el estado de alarma. Es cierto que el Gobierno no quiere someterse a una votación en el Congreso sobre el estado de alarma, pero parece que la vacunación el 9 de mayo, a pesar de ir cogiendo velocidad, no será lo suficientemente veloz como para levantar las medidas. Desde la sede del Gobierno de España matizan ahora que lo dicho por el presidente era "una intención" y no una realidad. 

La gota que ha colmado y el vaso y que ha hecho plantearse un cambio de postura es la petición del lehendakari, Iñigo Urkullu, de que se prorrogue la alarma. El PNV, socio prioritario de los socialistas en Madrid, ha pedido en innumerables ocasiones que se levantara el estado de alarma durante el último trimestre de 2020, pero ahora ha reconocido que es la mejor manera de gestionar la pandemia. 

Inmunidad de rebaño en agosto

El Gobierno fía el futuro del estado de alarma a la velocidad de la vacunación. Según anunció el líder del Ejecutivo, el planteamiento es el siguiente: en la semana del 3 de mayo, serán 5 millones los españoles y españolas con pauta la pauta completa de vacunación. En la primera semana de junio el objetivo es alcanzar los 10 millones, y los 15 millones de personas vacunadas en la semana del 14 de junio. Sánchez ha anunciado también que, en la semana del 19 de julio, se prevé que sean 25 millones las personas vacunadas y que el 70 por ciento de la población, es decir, 33 millones, estará inmunizada a finales del mes de agosto.

Te puede interesar