viernes, 23 de abril de 2021

Casado anuncia que el PP abandonará la sede nacional de Génova 13

El presidente del PP reconoce que los resultados en las elecciones catalanas "son malos" pero mantiene la estrategia como "gran partido de centro, única alternativa al Gobierno".


Casado anuncia que el PP abandonará la sede nacional de Génova 13
  • whatsapp
  • linkedin

El PP huye hacia adelante para alejarse de su futuro más oscuro. Su presidente, Pablo Casado, anunció este martes que el partido dejará su histórica sede nacional, en la calle Génova 13 de Madrid, por estar bajo la sospecha de la Justicia por los presuntos pagos fraudulentos que se habrían realizado para financiar sus obras de renovación. "No debemos seguir en un edificio cuya reforma se está investigando esta misma semana en los tribunales", subrayó tras el Comité Ejecutivo Nacional del partido en el que se analizaron los resultados electorales obtenidos el 14-F y la línea de actuación a seguir en el futuro. 

De esta manera, Casado levanta un cortafuegos con el pasado del partido, con Mariano Rajoy y con José María Aznar. Para luchar contra la corrupción y avanzar en la transparencia, el presidente del PP anunció que se creará "un nuevo departamento de compliance que establecerá mecanismos de transparencia, rendición de cuentas y un canal anónimo de denuncias con absolutas garantías, a semejanza de lo que sucede en las grandes empresas".

Además, el líder conservador aseguró que el partido no volverá a dar explicaciones sobre temas pasados que no afecten a la formación en su conjunto. De esta manera, Casado mirará hacia otro lado ante las informaciones que puedan surgir en el futuro sobre presuntas malas praxis de dirigentes del PP del pasado y no se pronunciará en torno a las decisiones judiciales que envuelvan al extesorero del partido. 

Casado volvió a recuperar el proyecto de aunar bajo las siglas del PP al centro-derecha español. "Celebraremos una convención nacional este otoño, en la que empezaremos ya a trabajar lanzando un documento político estratégico como convocatoria abierta a los españoles, incorporando a representantes de la sociedad civil, distintos sectores y captando talento dentro y fuera del PP", aseguró. La intención de los populares es que "vuelvan los que se han marchado, que vengan muchos más que nunca habían estado y que no se vaya nadie, porque aquí se está creando el mejor futuro para España". 

El resultado de esta decisión de la dirección del PP es dura y difícil para sus miembros, pues el propio Casado se negó hasta el último momento a abandonar la sede en la que se ha desarrollado la práctica totalidad de la historia del partido pero, con ello, "vamos a hacer crecer al PP porque daremso la batalla a la fractura secesionista que quiere romper España, a la disolución socialista y a la involución populista". Será "un camino difícil, pero es el buen camino", aseguró Casado. 

Resultados malos, pero poca autocrítica

El presidente del PP reconoció que los resultados cosechados en Cataluña son malos porque "el independentismo seguirá mandando en la Generalitat y en toda España gracias a la estrategia de Ferraz" y por haber perdido un escaño cuando el plan "era subir a 5 y recuperar el grupo parlamentario". No obstante, Casado respaldó a "Alejandro Fernández, que ha demostrado ser el mejor candidato y tiene todo nuestro apoyo". El líder de la oposición se amparó ej la ccampaña en contrs orquestada "por la Fiscalía y los medios públicos de comunicación".

Te puede interesar