contador web

ESPAÑA | VIVIENDA

Razones por las que tu hogar necesita un horno de piedra

Por COLUMNA CERO. 22/05/2019

Con un horno de piedra podrás volver a saborear esos alimentos cocinados con calma y que conservan todas sus propiedades intactas.

comida
piedra
alimentos
sabor
horno

Razones por las que tu hogar necesita un horno de piedra

En un momento en el que lo tradicional y lo natural está volviendo a ponerse de moda, hay un elemento en auge: el horno de piedra. ¿Te acuerdas cuándo la comida sabía a hogar? ¿A natural? Con un horno de piedra podrás volver a saborear esos alimentos cocinados con calma y que conservan todas sus propiedades intactas. Entre ellas la más importante, el sabor.

Nos podemos imaginar que el origen de los hornos de piedra es muy antiguo pero los expertos afirman que su uso comenzó hace más de 5.000 años, nada más y nada menos. La mayor ventaja que encontró el ser humano cuando comenzó a usar este sistema es que los alimentos se calentaban y cocinaban al mismo tiempo por arriba y por abajo. Ahora esto nos parece una tontería pero en su momento supuso un gran avance, sobre el que el horno de piedra sigue teniendo ventaja ya que el calor que desprende es homogéneo y suave. De esta forma la comida no solo se hace por un lado. Los primeros hornos de piedra eran de lo más rudimentario y básico. De hecho, era un simple agujero en el suelo forrado con piedras.

El diseño, como es lógico, ha ido evolucionando, adoptando una forma horizontal y forrando el interior con piedra refractaria, una técnica que se emplea también en los hornos eléctricos que todos podemos encontrar en cualquier cocina hoy en día.

Son especialmente conocidos los hornos de piedra de Pereruela, una localidad zamorana con una gran tradición alfarera. Sus hornos son verdaderas piezas de artesanía. Estos se fabrican con arcillas de gran calidad con excelentes propiedades refractarias que pueden calentarse en solo 30 minutos y permanecer calientes durante las siguientes 12 horas. Toda una proeza que pocos hornos consiguen. Además, su pequeño tamaño permite su instalación en diferentes espacios sin ocupar un gran espacio, tanto dentro como fuera de la casa.

Razones para tener un horno de piedra en casa

Alimentos con mejor sabor: El horno de piedra da un sabor a los alimentos únicos, aportan una textura y aromas insuperables. En un horno de piedra, en el que no hay contaminación de sabores, el alimento mantiene todo el sabor original.

Menos contaminante: Con un horno de piedra se ahorra energía durante la cocción de los alimentos, esto es porque la piedra refractaria se calienta al inicio del proceso de cocinado. Además, se disminuye la contaminación por CO2 y se reduce el uso de gas que hacemos en casa.  

Limpieza más fácil: Puedes utilizar la base del horno como la propia base para cocinar por lo que no hará falta que utilices las cazuelas, bandejas o rejillas que sí utilizarías en un horno convencional. Su limpieza es muy sencilla porque no hay recovecos por los que pueda quedarse la suciedad.

Platos más sanos: Como los alimentos conservan su sabor original no es necesario darles más con elaboraciones añadidas como salsas, por ejemplo. La temperatura del horno es homogénea por lo que los alimentos quedan más jugosos y, además, evitas cocinar con tanta grasa. Así que no solo te lo agradecerá tu paladar sino también tu organismo.

Decoración: Además de sus funciones prácticas y más obvias, un horno de piedra en casa hará las delicias de losa amantes de la decoración, sobre todo de aquellos que optan por darle a su hogar un toque rústico. Se pueden tener tanto en exterior como interior pero en cualquier sitio dará a tu casa una enorme personalidad. En el interior de la cocina, en el jardín, en el patio cubierto… cualquier sitio es bueno para sorprender a tus invitados y disfrutar de tu horno.

¿Qué se puede cocinar en un horno de piedra?

Es cierto que cuando pensamos en un horno de piedra nos viene a la mente la pizza, especialmente por la presencia que este tipo de hornos tiene en restaurantes, donde seguro los hemos visto. La razón de que los hosteleros utilicen hornos de piedra para sus recetas de pizza es más que lógica. Por un lado, el sabor es mucho más auténtico. Por otro, las pizzas están muy poco tiempo en él, unos cinco minutos, ya que la piedra puede alcanzar una temperatura de 300ºC. De esta forma, aceleran mucho el servicio.

Pero si crees que lo único que puedes cocinar en un horno de piedra es solo pan y pizzas estás muy equivocado. También es ideal para preparar carnes y pescados, con una textura y jugosidad únicas. Otros platos que pueden tener cabida son verduras y empanadas y hojaldres, por ejemplo. Incluso otros que no te esperas como olla o cocido. Lo único que exige es algo de tiempo y de mimo que dedicarle a cada plato. Platos con los que se te hará la boca agua.




NOTICIAS AL ALZA ...

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar