lunes, 24 de enero de 2022

Análisis DJI Action 2

DJI revoluciona el mercado de las cámaras de acción con una Action 2 modular y conexión magnética que abre un mundo de posibilidades.


Análisis DJI Action 2
  • whatsapp
  • linkedin

Llevo unas 2 semanas con la DJI Action 2 y lo cierto es que me sigue asombrando como DJI logra darle la vuelta a un mercado que parecía casi estancado. En esta ocasión llega con una cámara de acción modular que está diseñada para expresar toda la creatividad posible ofreciendo el menor número de barreras físicas.

Su diseño es la clave del producto

A ver como explico esto...la DJI Action 2 es única en su especie y seguro que marcará un antes y un después en el segmento de las cámaras de acción. Algo que por cierto ya hizo con su primera versión a la hora de añadir una segunda pantalla frontal no vista hasta la fecha.

Es cierto que no es la primera cámara de acción modular, ahí tenemos la Insta360 One R, y tampoco es la primera magnetizada, RIP Polaroid Cube, pero sí que es la primera que junta todo lo que hemos visto hasta ahora en las cámaras de acción y lo hace muy bien.

La cámara consta de 2 partes: la propia cámara con el sensor (y una pantalla trasera) y luego tenemos o bien una pantalla secundaria o una batería supletoria. Estas partes se unen mediante una conexión magnética ultrafuerte y una pequeñas abrazaderas que suplementan la sujeción. Esta unión es bastante fuerte y no deberemos de tener miedo a que se separen, aunque hagamos el bruto.

La construcción es muy premium, pero muy premium. Está hecha de una aleación metálica muy robusta que le permite resistir bastante bien a los golpes, algo imprescindible para este tipo de cámaras que vamos a maltratar bastante. Eso sí, me gustaría más un tacto agomado que evite ciertas marcas en la misma.

Tiene resistencia al agua de 10 metros, pero solo el módulo de la cámara, las otras no la tienen y si queremos usarla con un módulo deberemos usar la carcasa que han creado para ello. Esto es algo sorprendentemente negativo y que para el futuro deberían de mejorar.

Al final, a la mano, se siente una cámara de calidad, resistente y muy ligera para llevar contigo de un lado para otro. Tampoco es demasiado grande, unos 4 cm cada módulo, lo que la hace muy cómoda incluso de llevar en el bolsillo.  

Muy buena calidad de imagen

Siendo sinceros, en este apartado no vas a encontrar sorpresas. La DJI Action 2 tiene una calidad de imagen excepcional pudiendo grabar hasta 4K a 120 fps. Eso sí, esta no deja de ser una cámara de acción, con un gran angular de 155º y cuyo rendimiento es el de siempre: por el día está muy bien, con buenos colores, rango dinámico y estabilización; pero luego llega la noche y perdemos bastante calidad. De noche no es que sea dramático, pero sí que se nota que tenemos una estabilización digital que sufre cuando no tiene mucha luz con la que jugar.

Hablando de estabilización, en esta cámara seguimos teniendo el modo Rocksteady de la marca y esta vez han añadido la estabilización Horizon, pero solo está disponible si grabamos a 1080p y 30 fps. Básicamente lo que hace es mantener la imagen centrado aunque giremos la cámara.

La DJI Action 2 nos ofrece los modos de siempre, podremos hacer fotos, vídeos, timelapse, hyperlapse, slow motion y el modo QuickClip que nos graba clips de 10, 15 y 30 segundos para subir a la redes sociales. También podremos usar como webcam si la conectamos por medio del USB-C al ordenador.

A ver, la calidad es buena, está al nivel de lo que vemos en sus grandes rivales, la GoPro Hero 10 y la Insta360 One R, pero tampoco es que destaque demasiado, simplemente está a la par de ellas, que ya ofrecen una imagen excelente para ser una cámara de acción.

Su versatilidad es la clave

Lo que te tiene que quedar claro de esta DJI Action 2 es que se trata de una cámara muy versátil que deberemos de saber aprovechar. Se trata de una cámara pequeña, muy pequeña, que encima tiene una cara magnética que podremos pegar a una amplia lista de accesorios y también por la calle.

Si le añadimos el modulo de pantalla secundaria podremos vernos mientras nos grabamos para hacer vlogs o para añadir una tarjeta MicroSD a los 32 GB de memoria interna que tiene el módulo de cámara. También podremos usarla por medio de la app DJI Mimo que nos permite controlarla con el smartphone y también descargar, editar y compartir todo lo que grabemos con la cámara. Por último podremos usarla como webcam si la conectamos al ordenador por cable.

En conclusión, que su gran diferencia es que se trata de una cámara que podremos usar de varias formas, que nos permitirá desatar nuestra creatividad sin ataduras y con la que nos lo pasaremos genial probando de todo lo que es capaz.

No es perfecta

Quizás lo peor que tenga la cámara es su batería y lo que aguanta grabando sin sobrecalentarse. Si la propia DJI ya añade dos módulos de batería ya te indica que este no va a ser su punto más fuerte y no, no lo es.

Según DJI, esta Action 2 dura 70 minutos grabando a 1080 30fps, pero en mis pruebas grabando a 4K 30 fps se ha quedado en unos 20 minutos con el módulo de cámara de pantalla secundaria conectado. Además de que se ha sobrecalentado a los 7 minutos grabando a temperatura ambiente del mes de noviembre en España. Esto es algo decepcionante pero obvio si tenemos cuenta su tamaño.

La carga también es algo que no me convence, ya que tendremos que hacerlo por medio del módulo de batería o de la pantalla secundaria, algo que hubiera estado bien tener directamente en el módulo de cámara por medio de carga inalámbrica, por ejemplo.

Su fluidez es sorprendente

Un aspecto que me ha sorprendido es la fluidez. En las cámaras de acción este aspecto no es precisamente su punto fuerte. Suelen tardar en encenderse, tardar en empezar a grabar y los menús son un poco lentos, incluso los gestos suelen costar un poco. Pero en esta DJI Action 2 esto no pasa y la verdad es que todo funciona a la perfección, ofreciendo una experiencia muy similar a la de un smartphone.

Una pena que falte el módulo 360

Para terminar, me gustaría decir que me ha gustado mucho esta DJI Action 2. Es una cámara de acción muy buena y muy divertida de usar. Todo funciona genial y te ofrece una calidad de imagen esperable para el nivel de cámara que tenemos en frente.

Eso sí, sigo pensando que pese a ser muy buena, igual me seguiría quedando con el Insta360 One R por su módulo 360 grados, ya que creo que es algo mucho más útil y versátil para este tipo de cámaras, y más viendo que su uso nocturno sigue sin ser el más recomendable.

Tiene un precio a partir de 519 euros con el módulo de pantalla secundaria.

  • whatsapp
  • linkedin

Te puede interesar

Análisis HP Spectre x360 convertible 14
  • David Martín Lorente 28 septiembre 2021

Análisis HP Spectre x360 convertible 14

Análisis HP Victus (2021) 16-d0036ns
  • David Martín Lorente 17 noviembre 2021

Análisis HP Victus (2021) 16-d0036ns

Análisis Monitor AOC 16T2
  • David Martín Lorente 25 octubre 2021

Análisis Monitor AOC 16T2