contador web

SUCESOS | EL MICROBÚS AVANZA A APENAS 15KM/H

EXCLUSIVA: Madrileños levantan a pulso un autobús para rescatar a una niña

Por MIGUEL DONCEL. 05/09/2017

La pequeña de unos 5 años cruzaba rápido la calle en patinete acompañada de su madre cuando el microbús le ha pasado por encima quedando atrapada ante el asombro de los viandantes.

  • Momento en el que los vecinos ayudan a salir a la pequeña. (Fot.: Miguel Doncel)
    Momento en el que los vecinos ayudan a salir a la pequeña. (Fot.: Miguel Doncel)
  • Imagen de momentos posteriores del incidente. (Fot.: Miguel Doncel)
    Imagen de momentos posteriores del incidente. (Fot.: Miguel Doncel)
Madrid
112
Carabanchel
AntonioLeyva
EMT

Una docena de vecinos del barrio de Carabanchel han rescatado a una niña de unos 5 años de edad cuando ha sido atropellada por un autobús de la línea M11 de la Empresa Municipal de Transportes de Madrid sobre las 19.15 horas de la tarde del martes 5 de septiembre, en Antonio Leyva cuando cruzaba la calle.

Algunos testigos han asegurado en exclusiva a COLUMNA CERO que la alevín había cruzado la calle por el paso de cebra pero rápido y con un patinete alejada de su madre. El microbús de la EMT es eléctrico y no supera los 15km/h, porque además en este caso “está estropeado y si paras le cuesta arrancar”, explicaba el conductor.

Una docena de vecinos ayudaron a rescatar a la pequeña elevando a pulso el microbús entre todos y con el refuerzo de las herramientas que el taller de automóviles que hay cercano prestó para el auxilio. Todo, antes que asistieran los servicios de emergencias. “¿Cuándo piensan llegar?”, protestaba una señora que había llamado al 112.

La comisaría de policía, tanto como el parque de bomberos, se encuentran en el paseo Santa María de la Cabeza, muy cerca de donde han ocurrido los hechos. El Hospital 12 de Octubre tampoco está lejos. La calle donde han ocurrido los hechos presenta cuestionables problemas de visibilidad, pero está señalizado.

ANSIEDAD TRAS EL ACCIDENTE

La madre de cabello oscuro y poca estatura, andaba muy agitada de un lado a otro, asustada. Se acercaba a su hija, a la vez que la pequeña era atendida por los viandantes antes de llegar los servicios de emergencia. “Mamá, mamá”, sollozaba la infanta buscando con la mirada rodeada de una veintena de curiosos. Se caía al suelo, gritaba e incluso se tiraba del pelo mientras aseguraba a voces: “¡Mira que se lo dije, mira que yo lo sabía!”.

"Es sólo una niña, que me pase a mí que soy un viejo, pero no a una niña", conductor de la EMT

Por su parte, Juan, el conductor del microbús de unos 60 años de edad, revelaba: “Sólo me ha dado tiempo a ver los brazos en alto de la niña y como se metía debajo del autobús”. No tuvo tiempo de reaccionar, comentaba entre lágrimas, temblando y con hormigueos en el brazo. Los sanitarios le aseguraban que se tranquilizara porque era por la ansiedad. Pero Juan sufre problemas de corazón. “No había Sol, no estaba deslumbrado, y el microbús no pasa de los 15km/h. ¿Y si ya no tengo reflejos? Es sólo una niña, que me pase a mí que soy un viejo, pero no a una niña”.

Los servicios de emergencia han confirmado in situ que sólo se trata de una rotura de hueso en el brazo. Para poder solventar la situación acudieron dos patrullas de Policía Nacional que han cortado el tráfico y ha reanudado pasada una hora, un camión de bomberos y una ambulancia que, trasladó a la pequeña al hospital. Todos ellos, asistieron ejemplarmente a las dos partes del accidente.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar