viernes, 23 de abril de 2021

Denuncias y desalojo de los campistas ilegales en el Parque Natural del Estrecho

Se han interpuesto 146 actas-denuncia por acampar en zonas prohibidas, abandono de residuos sólidos y por hacer fuego, y se ha desalojado a los campistas del lugar.


Denuncias y desalojo de los campistas ilegales en el Parque Natural del Estrecho
  • whatsapp
  • linkedin

Guardias Civiles de Algeciras en prevención de incendios forestales y contra las acampadas ilegales del Parque Natural del Estrecho (Tarifa), han realizado 146 denuncias por infracciones medioambientales.

El objeto es la conservación medioambiental de un espacio protegido y que durante la época estival se ve alterado por la masiva afluencia de turistas que acuden a las playas de Tarifa, en tiendas de campaña y caravanas, en lugares no habilitados para ello.

Riesgo de incendios

Esta conservación se ve agravada por el importante riesgo de incendios forestales de la zona y que los campistas ilegales, esparcidos por el Parque Natural incrementan, con hogueras y hornos, abandono de colillas, de residuos y un sinfín de actividades perjudiciales para una zona de tan especial protección.

La vegetación de la zona está formada por pinos, eucaliptos, enebro, matorral bajo y cañaveral, teniendo zonas muy abruptas de difícil acceso de medios terrestres en caso de incendio sobre todo en la zona de Huerto Gallego.

Más controles

La Guardia Civil, en esta época del año, aumenta los controles en prevención de incendios. Así, unidades de la USECIC (Unidad de Seguridad Ciudadana), Patrullas del SEPRONA y del Puesto Principal de Tarifa han actuado en las zonas de Huerto Gallego y Valdevaqueros (Tarifa).

Desalojados

La Guardia Civil recuerda que está prohibido acampar fuera de las zonas habilitadas para caravanas y tiendas de campaña; hacer fuego (barbacoas, hogueras) ya que debido a las altas temperaturas cualquier chispa o despiste puede generar un incendio; depositar la basura en los lugares destinados para este fin ya que la acumulación puede ser combustible para un incendio, así como abandonar vasos o botellas y no arrojar colillas al suelo.

Autor

Te puede interesar