DEPORTES | LOS GETAFENSES SE POSICIONAN QUINTOS A DOS PUNTOS DE CHAMPIONS LEAGUE, MIENTRAS QUE LOS DONOSTIARRAS MANTIENEN LA SÉPTIMA POSICIÓN AUMENTANDO LA CRISIS DEPORTIVA.

Getafe CF 2 - 1 Real Sociedad: Satisfacción e impotencia en el Coliseum

Por ÁNGEL LÓPEZ ARACIL. 29/06/2020

Dos goles de Jaime Mata ayudan a que los madrileños sumen la primera victoria tras la reanudación de la competición. Una reanudación a la que parece que la Real Sociedad aún no ha llegado.

Arambarri y Oyarzabal se disputan el balón en un lance del juego del partido.

Arambarri y Oyarzabal se disputan el balón en un lance del juego del partido.

Una victoria que puede valer Europa es la que le ha dado Jaime Mata al conjunto madrileño en el quinto encuentro disputado tras la reanudación de la liga. Y es que vencer a un rival directo por esta lucha y estar a tan solo dos puntos de Champions League no se puede decir todos los días en el municipio madrileño.

Un partido que fue en su comienzo dominado por una Real Sociedad que no se sentía cómoda pese a tener el balón debido a la continua disputa que exigía el conjunto de Bordalás. Los azulones lograban desconectar a los jugadores más importantes de la entidad donostiarra, tales como Oyarzabal, Isak, Januzaj y Mikel Merino, haciendo que los visitantes disfrutaran de la posición de balón en medio campo.

Sin embargo un fallo de Álex Remito tras la presión de Cucurella, hacía que el cancerbero diera el balón a Hugo Duro al borde del área, el cual fue derribado por Le Normand, haciendo que el colegiado del encuentro no tuviera dudas para que decretase penalti. El penalti fue chutado por el delantero Jaime Mata haciendo el primero en el marcador, haciendo que hasta el final de la primera mitad no ocurrieran ocasiones de gran claridad. Sin embargo, el penalti sí que fue protestado por los jugadores del conjunto vasco, que incluso lo manifestó en las redes oficiales del club.

Los papeles sí que cambiaron en la segunda mitad, donde los visitantes tras salir con una marcha más en la reanudación del partido, logró igualar el encuentro a los diez minutos de la segunda mitad gracias a la asistencia de Oyarzabal, que dejó solo a Januzaj ante David Soria que ponía el empate en el marcador después de ser revisada la jugada en el VAR, ya que el asistente decretó en un primer momento fuera de juego del belga.

Las jugadas se iban sucediendo y los vaivenes de ambos conjuntos eran notables en las jugadas, donde los cambios no ayudaban a que el marcador se viera alterado. Sin embargo, una jugada de despiste por parte de los visitantes propició la victoria local en los últimos instantes del tiempo reglamentario, haciendo que el conjunto donostiarra quedara por cuarto partido consecutivo con las manos vacías, donde solo ha logrado un punto de los quince posibles tras el regreso de la competición. La otra cara de la moneda era el conjunto de José Bordalás que, tras conseguir la primera victoria tras el regreso, se alzaban hasta la quinta posición dejando a tan solo dos puntos de ocupar puestos de Champions League.