DEPORTES | EL JUGADOR ARGENTINO ESTÁ AYUDANDO COMO VOLUNTARIO EN EL HOSPITAL CLÍNICO DE VALLADOLID

La lucha contra el coronavirus de Sacha Casañas como médico

Por JESÚS GARCÍA LEÓN. 08/04/2020

Por ello, Casañas ayuda a combatir esta enfermedad como voluntario y quiere "aprender cada día algo nuevo que me permita ser un mejor profesional el día de mañana".

El jugador del VRAC Quesos Entrepinares, Sacha Casañas, en un partido de su equipo en Pepe Rojo/Foto: JCR Foto (VRAC).

El jugador del VRAC Quesos Entrepinares, Sacha Casañas, en un partido de su equipo en Pepe Rojo/Foto: JCR Foto (VRAC).

En el deporte, también la situación del coronavirus en nuestro país está presente. Paralizaciones, suspensiones,… todo con el objetivo prioritario de asegurar la salud de todo el mundo. En el rugby, también hay médicos que ayudan a que esta pandemia se supere en nuestro país. El jugador argentino del VRAC Quesos Entrepinares, Sacha Casañas, es uno de los profesionales sanitarios que está ayudando en la primera línea en Valladolid contra esta enfermedad. Columna Cero ha podido entrevistarlo encontrando un hueco en su agenda, donde es voluntario sanitario en el Hospital Clínico de Valladolid. 

Casañas vino a jugar a España en la temporada 2017-18, tras varias  temporadas jugando en la segunda línea en Argentina como Hindú Club. Una trayectoria donde consiguió dos títulos para el equipo vallisoletano. Este año, regresó de nuevo a la entidad y estuvo jugando hasta la llegada del COVID-19 en España (donde se paralizó todas las competiciones de todos los deportes). 

El jugador nos contó, la semana anterior, que lleva registrado varios días como voluntario “y hace unos 8 me respondieron que ya estaba contabilizado como personal disponible para formar los equipos de refuerzo”. Casañas explicó a Columna Cero que la ansiedad aumentaba con el paso de los días, y pudo hablar con algunos médicos con los que tuvo contacto a través de las prácticas universitarias. “Les insistí para que me dejaran ayudar en donde fuese necesario, sabiendo yo más que nadie cuáles son mis limitaciones como recién graduado, y entendiendo que podría hacer labores para sacarle carga al resto del personal”, explica Casañas a través de WhatsApp.

Una situación sanitaria como la del COVID-19, donde pudimos hablar con él sobre cómo está Valladolid sobrellevando esta pandemia. “Aquí en Valladolid está el HCUV con todos sus servicios afectados, con la movilización y reestructuración de su organización habitual. Por el momento, entiendo que no está colapsado (aunque a este ritmo, podría suceder en los próximos días), e incluso se está armando un hospital de campaña en un predio ferial, el cual está disponible también. Es importante que la población siga teniendo los recaudos necesarios para poder mantener la tasa de nuevos contagios lo más baja posible”, argumentó el jugador quesero.

Una compaginación entre sus estudios en la carrera de Medicina y su carrera como jugador de rugby en el equipo vallisoletano. Por ello, Casañas explicó que el motivo por lo que no pudo renovar para la temporada 18-19 fue “por mi carrera de médico”, aunque también nos comentó que “fue el motivo por el cual no acepté la propuesta de esta temporada hasta último momento, por no tener los papeles de mis prácticas aprobados”. Una situación de voluntariado, donde Sacha se ofreció para ayudar, y donde añadió también que “el club no me dejó hasta que no se estuviese con un panorama más claro sobre la liga, por miedo a contagios dentro del equipo. Más tarde me lo permitió y después de lo que te mencioné, estoy ayudando en lo que se pueda. Entiendo que el club me apoya en este momento”.

Asimismo, la carrera de médico la tenía terminada, a falta sólo de los temas burocráticos, ya que su camino es ejercer la medicina en España. “Viajé el sábado 1 de Febrero a Argentina, presenté los papeles de las prácticas el lunes 3, y di el examen final de la carrera (el cual no es lo mismo que el MIR), el viernes 7 de febrero. El domingo 9 ya estaba volviendo a Valladolid. A partir de ahí, mi título estuvo por el laberinto burocrático para ya ser expedido, pero cuando sólo le faltaba una firma, Argentina entró en cuarentena y se paralizaron todos los trámites administrativos, por lo que solo me falta eso. Mi intención era poder homologar el título para ejercer aquí en España, pero esto lamentablemente va a atrasar mucho todos los trámites, que ya de por si eran de año y medio o dos, por lo que no sé cómo seguirá el futuro”.

Por ello, el jugador argentino nos dio también unas claves para llevar mejor el confinamiento y también para no contraer el virus. “Entiendo que esta situación es muy difícil, y cada uno encontrará la forma para sobrepasarlo de la mejor manera. Meditación, ejercicio, aprovechar a descubrir nuevos géneros musicales, la verdad que recomendaciones y gustos hay para cada persona”, argumentó Sacha Casañas, aunque incidió sobre todo en “no descuidar la higiene personal, y siempre que uno se encuentre en un momento de saturación, recordar el porqué estamos cumpliendo con esta medida”.

De este modo, añade que “los médicos pelean contra el virus todos los días y el gobierno implementa políticas de Salud pública para poder terminar de sobrepasar esta situación. Si la población no cumple con estas políticas y recomendaciones, no solo se expone a peligros en una época difícil, si no que también cargas de más trabajo a los médicos y al sistema de salud”.

Una carrera como médico donde Sacha Casañas nos contó que entiende la medicina como “una carrera donde la vocación de ayudar al prójimo se encuentra por encima de todo, por lo que es un orgullo poder sentirme útil para la sociedad en esta situación”. Asimismo, lucha por esforzarse cada día y mejorar como profesional sanitario a través de su labor médica: “con el correr de los días espero poder incorporar información y aprender cada día algo nuevo que me permita ser un mejor profesional el día de mañana, sin dejar de lado el hacerlo lo mejor posible el día de hoy, para poder brindar alivio a la persona que consulte”.

Sin duda, todo un ejemplo donde Sacha Casañas tiene el objetivo de placar fuertemente y marcar el ensayo para erradicar esta pandemia mundial. Una ayuda como voluntario que será una oportunidad para demostrar su valía y que, seguro, ayudará a salvar vidas junto al resto de profesionales sanitarios.