jueves, 19 de mayo de 2022

Se puede ver por unos días el manuscrito más antiguo del Cantar de mio Cid

Una joya de nuestra historia literaria; el acta natalicia de la literatura española, según Ramón Menéndez Pidal


Se puede ver por unos días el manuscrito más antiguo del Cantar de mio Cid
  • whatsapp
  • linkedin

Tras seiscientos años de confinamiento en conventos, casas de eruditos y cámaras acorazadas, el Cantar de mio Cid, recogido en el Códice de Vivar del siglo XIV, se exhibe en la BNE durante un tiempo limitado de quince días. Posteriormente, por motivos vitales de conservación, se sustituirá por un facsímil. Esta breve exposición temporal, sin embargo, se encuentra dentro de un programa de exposición más largo, Dos españoles en la historia: el Cid y Ramón Menéndez Pidal, que comienza el 5 de junio y permanecerá hasta el 22 de septiembre.

Esta pieza única de nuestra historia literaria está catalogada en la BNE como el manuscrito  Vitr/7/17. Es un manuscrito justamente célebre ya que se trata de la única copia conocida de la primera gran obra de la literatura en lengua española: el llamado Cantar de mio Cid. Es un cantar de gesta anónimo que narra las hazañas de Rodrigo Díaz de Vivar, conocido como el Cid Campeador.

La obra debió ser escrita a finales del siglo XII o en los primeros años del siglo XIII y estaría ya terminada en 1207, cuando cierto Per Abat (o Pedro Abad) realizó una copia, tal y como se refleja en el colofón del manuscrito de la BNE. A partir de esta primitiva copia se realizaría el volumen de la BNE ya en el siglo XIV, probablemente hacia 1320-1330.

El códice del Cantar de mio Cid se expone por primera vez en su historia en la Biblioteca Nacional

Son setenta y cuatro páginas de pergamino grueso, donde los años han hecho mella en ellas, asegura Javier Docampo, jefe del Departamento de Manuscritos, Incunables y Raros de la BNE: “[El manuscrito] se encuentra en un delicado estado de conservación y en muchas de sus hojas hay manchas de color pardo oscuro debido a los reactivos utilizados ya desde el siglo XVI”.

La Antesala del Salón General acoge el códice único del Cantar de mio Cid, en este espacio se abordan cuestiones concernientes al manuscrito en exclusiva: su influencia en la comprensión del Poema, su azarosa vida, sus fatigas como objeto de estudio y sus peculiaridades físicas. La segunda sección, ubicada en la Sala de las Musas, está dedicada a la figura de Ramón Menéndez Pidal (1869-1968), filólogo e historiador, y uno de los intelectuales más ligados al estudio del Cantar de mio Cid. Muestra que conmemora también el siglo y medio de su nacimiento.

Una de las joyas más valiosas que custodia la Biblioteca Nacional de España, calificada por Ramón Menéndez Pidal como el “acta natalicia de la literatura española”, fue donada por la Fundación Juan March en 1960. La adquisición del códice, en manos de la familia Pidal durante generaciones, se saldó por un total de 10 millones de pesetas, asumidos íntegramente por la Fundación.

La exposición está organizada por la Biblioteca Nacional de España y la Fundación Ramón Menéndez Pidal, con la colaboración de la Fundación Ramón Areces. Estará hasta el 22 de septiembre, con actividades diversas paralelas de las que iremos informando.

  • whatsapp
  • linkedin

Te puede interesar