miércoles, 23 de junio de 2021

Localizados 78 kilos de cocaína en un contenedor de Tarragona y una casa de Madrid

Hay dos detenidos, tras descubrir que traían la droga oculta en cajas de bananas, que enviaban desde la República Dominicana, hasta el Puerto de Tarragona.


Localizados 78 kilos de cocaína en un contenedor de Tarragona y una casa de Madrid
  • whatsapp
  • linkedin

Dos hombres, de nacionalidad dominicana y domiciliados en Madrid, han sido detenidos y puestos a disposición judicial, como presuntos autores de delitos de tráfico de drogas e integración en organización criminal. El juez ha decretado prisión sin fianza.

La investigación que ha llevado hasta los encarcelados comenzó en 2013, cuando, por parte de la Unidad Local de Análisis de Riesgos del Puerto de Tarragona (ULAR), se detectaron operaciones comerciales de dudosa rentabilidad, y se sospechó que esta actividad podría encubrir partidas de droga.

Importación de bananas

Las pesquisas confluyeron con otra investigación que desarrollaba la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Madrid y Tarragona que investigaban una organización que introducía cocaína, desde la República Dominicana, mediante la importación de fruta en contenedores, por el Puerto de Tarragona.

Se desplegó un operativo de vigilancia y seguimiento a varios hombres que operaban comercialmente en el puerto. Así, se detectó un contenedor que podría contener cocaína, y se alertó a los funcionarios de Vigilancia Aduanera, para someterlo al reconocimiento del escáner y hacer una revisión exhaustiva de la carga.

297 tabletas de 'coca'

La Guardia Civil descubre que en la base de algunas cajas, y escondido en el interior del cartón del envase, se había introducido una serie de láminas con una sustancia blanquecina, que resultó ser cocaína. En el contenedor, ocultas en las cajas de bananas había 292 tabletas de esa sustancia, con un peso de 72 kilos.

Este hallazgo se puso en conocimiento del Juzgado de Guardia de Tarragona, al que se solicitó la entrega controlada de la mercancía, para descubrir a los destinatarios del estupefaciente y poder desarticular el entramado criminal.

Localizado el destino de la mercancía por personal de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Madrid y Tarragona, se hicieron dos registros domiciliarios; uno en un domicilio en Madrid y otro en la empresa mercantil de los importadores, situada en la localidad de Pinto (Madrid). En éste último registro fueron localizados 6 kilos más de cocaína de gran pureza, lo que dio en la detención de los dos supuestos responsables de la entidad mercantil importadora.

Te puede interesar