lunes, 6 de diciembre de 2021

El Ríos Renovables Zaragoza resiste y vence al Barça

El Zaragoza se impone en penaltis por tres goles a dos en pealtis tras empatar en el tiempo reglamentario gracias a un inmenso Adrián Pereira.


El Ríos Renovables Zaragoza resiste y vence al Barça
  • whatsapp
  • linkedin

El clima del Palacio de los Deportes predominó por su anti barcelonismo en el partido que cerraba los cuartos del final. Con Palma, Jaén e Inter Movistar esperando rival, Ríos Zaragoza y Fútbol Club Barcelona midieron fuerzas. Los catalanes se veían en la exigencia de no repetir el fracaso de El Pozo Murcia y dejar las sorpresas para otra ocasión. Los aragoneses en cambio les quedaba soñar mientras eran llevados en volandas por su faceta de equipo menor.

La resistencia que impuso el Zaragoza en el primer acto fue digna de admirar. El Barcelona sometió a un verdadero asedio durante veinte minutos largos para el cuadro de Santi Herrero pero repletos de exhibiciones defensivas. La garra con la que la defensa despejaba, cortaba y anulaba a la delantera del Barcelona estuvo acrecentada por la valentía con la que se realizaban dichas acciones. Ferrao y Rivillos, principales ejes de los blaugranas, se toparon con los palos hasta en tres ocasiones en diez minutos. La pelota, consciente de la fe aragonesa, no quería entrar. No deseaba tampoco estropear la actuación de diez del citado Adrián, glorioso en estiradas y atajadas a la vez que veloz en piernas y reflejos. Las oportunidades en el eje ofensivo no afloraban pero sí se aprovecharon. Ortego estuvo pícaro y con grandes dotes de observación se colocó detrás de Paco Sedano y recibió una picada que acabó en gol. Finalizaba la primera parte con superioridad culé pero con más orgullo aragonés.

Ríos se equivocó en ceñirse a la defensa y no darse a él mismo un respiro en forma de posesión. El comienzo del segundo acto fue por y para el Barcelona, que diseñó su estrategia a su gusto. Ferrao no falló a su cita con el gol en uno de los pocos espacios que el Ríos se atrevió a ofrecer. A partir de ahí, un pulso comenzaba entre ambos equipos. Los aragoneses peleaban entre el dominar o seguir esperando. Por su parte, los de Andreu Plaza estaban pacientes a la espera de que Ríos adoptara una compostura. De esta forma Santi Herrero ordenó a sus filas que formasen de cinco para tomar cierto descanso y apaciguar a un Barcelona desencadenado a tiempo completo con un ritmo radicalmente elevado. Fue el único momento en los que disfrutaron de la trata del balón porque en el resto del partido se quedó sin capacidad creadora.

Se estiró tanto la tensión que fueron los penalties los que otorgaron el puesto de semifinalista. Y el azar hizo que Rivillos, silbado en mayoría durante los cuarenta minutos reglamentarios, fallara su penalti. Y que Anás marcara. El Ríos Renovables Zaragoza pasa a la final en la Copa de las sorpresas.

  • whatsapp
  • linkedin

Te puede interesar