domingo, 28 de noviembre de 2021

Atleti 2-0 Osasuna: Morata afina y el Atleti gana

El Atlético de Madrid se impuso por dos a cero al Osasuna a pesar de las intervenciones milagrosas de su portero. Morata se quitó el gafe del gol y anoto el primer tanto.


Atleti 2-0 Osasuna: Morata afina y el Atleti gana
  • whatsapp
  • linkedin

Atlético de Madrid y Osasuna se vieron las caras en el Metropolitano. Dos conjuntos a los que debe mucho Juanfran, el ex de ambos equipos que hoy fue el encargado de realizar el saque de honor para posteriormente recibir un emotivo homenaje.
Y el partido, que suponía una urgencia para los de Simeone el hecho de lograr la victoria en Liga después de cumplir en Champions, arrancó con ocasiones claras para ambos cuadros. No se había cumplido ni el minuto 5 de juego cuando Oblak tuvo que meter una gran mano por abajo para evitar lo que sería el primer tanto pamplonica, un conjunto que llegaba en un momento de gloria a la capital tras cosechar tres partidos consecutivos sin perder fuera de casa y ocupando la décima posición en Liga.


LAS MARAVILLAS DE HERRERA BAJO PALOS


Pero pronto los de Simeone enseñaron las garras y generaron ocasiones claras. Morata a punto estuvo de definir con precisión un balón muerto dentro del área que terminó por enviar fuera. Y Joao Félix, la esperanza atlética, las buscaba de todas las maneras, se zafaba de los centrales, se desmarcaba con excelencia y provocaba ocasiones que, gracias al buen hacer de Herrera (el meta de Osasuna) no acabaron en gol.


Con el transcurso de los minutos, el partido se tornó en un duelo de ida y vuelta. El Osasuna, lejos de mostrarse miedoso y rezagarse atrás, asumía el control del juego. Movía el balón con criterio buscando espacios. El Atleti, por su parte, robaba los balones para salir con velocidad a la contra, algo que le resultó efectivo ya que la balanza de peligro caía para el lado rojiblanco. Aún así, la falta de puntería de los hombres de arriba volvía a castigar a los de Simeone que, cumplida la primera media hora no entendían cómo no habían aprovechado sus acciones de gol para haberse puesto ya por delante.


Poco antes de llegar al descanso, el Atlético seguía insistiendo pero, en un alarde de reflejos, el meta de Osasuna realizó una doble parada -primero a Lemar y lueego a Saúl- de mucho mérito. Pero eso no es todo, minutos más tarde, metió una de esas manos milagrosas, una estirada antológica tras un cabezazo de Joao Félix a la escuadra. Y por si fuera poco, el meta osasunista se estiró de forma increíble para parar un misil de Thomas unos. Y así, Sergio Herrera le quitaba protagonismo a sus compañeros y se erigía con el paso de los minutos como el gran héroe y culpable del empate a cero con el que se llegó al final de la primera parte. 


MORATA SE RECONCILIA CON EL GOL


Y si la primera parte el Osasuna regalaba terreno a su rival y encajaba golpes que sólo su portero conseguía paliar, el segundo tiempo arrancó con los de Arrasate con mucha convicción de hacer daño. El cuadro pamplonica, por medio de Chimy Ávila, a punto estuvo de anotar con un disparo del delantero dentro del área de Oblak. Osasuna avisaba, y de qué manera, demostrando ser un equipo incisivo e inconformista.


Tras el arreón de los celestes, llegó de nuevo la magia de Joao Felix, un jugador que por su forma de encarar y de esconder el balón recuerda al inombrable Griezmann. Sin embargo, Morata sacaba a relucir una vez más su gafe de cara a puerta. El 'nueve'disparaba desviado cuando se encontraba solo delante del portero rival. Una ocasión clarísima que sumaba pero no subía al marcador.


Solo le duró cinco escasos minutos a Morata para resarcirse y sacudirse su maldita suerte de cara al gol. Y lo hizo abriendo la lata con un cabezazo a la red tras un saque de esquina. La desesperación de la grada con los fallos de su delantero se transformó en elogios. El Atleti se ponía por delante, y eso que el Osasuna no cesaba en su idea de salir con todo al ataque -Oblak tuvo que intervenir en varias ocasiones de claridad-, lo cual suponía un alivio y encarrilaba, a falta de 20 minutos para el final, el partido muy a favor de los rojiblancos.


Y abierta la veda, que entren los goles. Saúl, en el 75' y jugando como lateral todoterreno, arrastró a los centrales y se plantó por velocidad delante de Herrera para picarla por encima suya y anotar el segundo. Un gol que acababa con las opciones de un Osasuna que peleó a pesar de sus esfuerzos no obtuvo recompensa. Incluso pudieron llegar más: Morata no se conformaba con su gol y las pedía constantemente para ampliar su cuenta. Pero finalmente acabaron en dos, dos goles para sumar tres puntos, para coger confianza, y por último, y más importante, para abrir la senda correcta y dejar atrás la mala racha de resultados.



FICHA TÉCNICA:


Atlético de Madrid: Oblak, Trippier, Felipe, Giménez, Manu Sánchez (Herrera, 63'), Koke, Thomas, Saúl, Lemar (Correa, 54'), Joao Felix (Hermoso, 81') y Morata.


Osasuna: Herrera, Roncaglia, David García, Raúl Navas, Estupiñán, Oier (Ibáñez, 73'), Brasanac, Fran Mérida, Roberto Torres (Adríán, 73'), Rubén García y Chimy Ávila.


Goles: 1-0 Morata (68'). 2-0 Saúl (75')


Árbitro: Munuera Montero (Andaluz). Amonestó a los locales Manu Sánchez (25') y Simeone (Entrenador, 57') y a los visitantes Herrera (52').


Incidencias: Partido correspondiente a la Jornada 17 de La Liga disputado en el Wanda Metropolitano.

  • whatsapp
  • linkedin
Autor

Juan Salinas

Te puede interesar