viernes, 23 de abril de 2021

Jorge Gascón: “Es una pasada ir al Mundial y es el sueño de cualquier piragüista”

El kayakista, perteneciente al Club Nautic Sant Antoni de Ibiza, repasó su carrera deportiva en el piragüismo.


Jorge Gascón: “Es una pasada ir al Mundial y es el sueño de cualquier piragüista”
  • whatsapp
  • linkedin

Es uno de los palistas que forman parte del equipo nacional Junior concentrado en Trasona (Asturias) y que ya debutó a nivel internacional en 2016 junto al onubense Alberto Alonso en el Campeonato del Mundo celebrado en Minsk (Bielorrusia), donde finalizaron novenos en K-2 200 metros. El palista balear Jorge Gascón (Ibiza, 1999), afronta una nueva temporada con el objetivo de repetir su presencia a nivel internacional. Hablamos con él aprovechando el Campeonato de España de Invierno celebrado en Sevilla.

-¿Por qué se inició en el piragüismo como deporte?

-Principalmente, desde pequeño me gusta mucho el mar. En Ibiza, tenía el club de piragüismo cerca de casa y siempre veía entrenar a los palistas allí. Un día, decidí apuntarme al club porque un amigo también practicaba piragüismo, que era mi compañero de K-2 y me animó a apuntarme. Probé el piragüismo y desde el primer día me encantó.

-¿Sobre qué edad comenzó a practicar el piragüismo?

-A los ocho años comencé a practicarlo, y ya llevo 9 años dedicándome a este deporte, y cada día que me dedico a este deporte me gusta más.

-La pasada temporada, dado sus buenos resultados a nivel regional y nacional como piragüista, entró en el equipo nacional Junior concentrado en Asturias. ¿Es difícil llegar a entrar en el equipo nacional?

¬-Es difícil entrar porque estas entrenando en un club y la verdad que se nota la diferencia el entrenar en un club que en un Centro de Alto Rendimiento. Pero, si entrenas bien obtendrás buenos resultados. Yo entré en el segundo año Junior, y si te marcas unos objetivos y haces lo que sea por ellos, puedes conseguir triunfar y cumplir tus metas.

¬-Esta temporada, comienzas desde el inicio en el Centro de Tecnificación Deportiva en Trasona (Asturias) con el equipo Junior, ¿se prepara de manera diferente la temporada en un año completo que en los tres o cuatro últimos meses?

-Sí, la verdad es que sí. En un centro nacional de rendimiento tenemos mucha más calidad en los entrenamientos y en la preparación. Son entrenamientos más duros pero de mejor calidad y siempre con gente que sabes que está a tu nivel y que luchas para ir a una competición nacional.

¬-En el Campeonato del Mundo Junior celebrado en Minsk (Bielorrusia) el pasado año, formaste un K-2 200 metros con el onubense Alberto Alonso, donde finalizasteis en novena posición en la final. ¿Cómo vivió esa experiencia como internacional en un Campeonato del Mundo?

¬-La verdad es que, cuando compites en un Mundial, estás un poco nervioso y ves a otras selecciones que son gigantes. La cosa es que vas a competir, y no te puedes quedar atrás. Es una pasada ir al Mundial y es el sueño de cualquier piragüista incluido con los Juegos Olímpicos. En el momento en el que cruzas la meta en un Mundial, ya flipas y cumples un sueño.

-¿Qué os faltó en la final para conseguir acercaros a las medallas?

-Nos faltó tiempo para preparar la embarcación porque me notaba mejor con Alberto cada día que entrenábamos, pero en un mes no tienes un acoplamiento a la embarcación muy sólida. Como nuestra embarcación era un K-2 200 metros, tienes que tenerlo todo perfecto tanto en la salida como en el desarrollo. Si sale algo mal, ya es difícil remontar.

-Esta temporada, ¿se echa de menos Ibiza y las Islas Baleares al estar concentrado toda la temporada en Asturias?

-La verdad es que ya llevaba tres años fuera de casa porque estaba en el Centro de Alto Rendimiento de Palma de Mallorca, pero si se echa de menos. La comodidad de coger un avión y estar en media hora en Ibiza si se echa en falta. El piragüismo es un deporte que tiene que ser muy dedicado.

-¿Qué objetivos te marcas a nivel profesional?

-A nivel deportivo, me marco el objetivo de volver a estar en el Mundial, en esta ocasión para el K-1, en cualquier distancia, o intentar clasificarme en un barco de equipo como es el K-4.

-¿Es difícil compaginar los estudios con el deporte de alto rendimiento?

-Es un poco difícil porque tienes compañeros de clase que por la tarde, aprovechan su tiempo libre para estudiar, mientras que yo estoy entrenando. Si lo quieres sacar, se puede conseguir porque, como deportista, no me exijo sacar una gran nota para superar las asignaturas, sino que con un 7 ya estamos conformes.

-En esta temporada, entran gente nueva en el equipo nacional Junior. ¿Es un poco más de exigencia para ti porque llevas más experiencia en la categoría?

-Claro, porque las personas que tenemos un año más de ventaja se nota mucho en la categoría Junior. Tener 15, 16 o 18 años se nota bastante como piragüista, y los que somos más mayores tenemos más recuperación y podemos rendir más. En los entrenos, tengo que estar más delante que ellos.

-¿Te esperabas llegar a competir de manera internacional cuando comenzó a competir?

-Comencé en este deporte porque disfrutaba cuando iba a practicarlo. Me encantaba palear con mis amigos y pasarlo bien con ellos. Pero nunca pensé que iba a llegar, pero cuando comencé a competir y quedaba entre los diez primeros a nivel regional y nacional, comencé a dedicarle más tiempo a la práctica del piragüismo.

Te puede interesar