contador web

Se teme que el cuerpo hallado en la playa de Marbella es el de Rebecca Muldoon

Por EDURNE GARCÍA ORDÓÑEZ. 15/01/2018

La británica, de 35 años, desapareció el 2, parece ser que horas después de recibir una paliza de su actual pareja, con la que vivía en la Milla de Oro desde hace un año.

Marbella
SOS Desaparecidos
Rebecca Muldoon

Temor ante el hallazgo del cadáver de una mujer.

El cuerpo encontrado en la playa de Marbella (Málaga) en la mañana de ayer domingo, parece que es el de Rebecca Muldoon, la británica cuya desaparición denunció un vecino, al darse cuenta de que en la vivienda de la mujer, sus dos hijos, de 8 y 10 años, estaban solos.

El relato de los hechos que ha trascendido desde que SOS Desaparecidos dio la alerta de la búsqueda de Rebecca ofrece lagunas que llevan a los investigadores a estudiar varias hipótesis.

La paliza

Parece ser que Rebecca fue golpeada en el domicilio que compartía con su pareja, un hombre británico, con el que hace aproximadamente un año se había asentado en la Milla de Oro de Marbella (Málaga), una zona residencial de alto poder adquisitivo, donde vivía con sus dos hijos, fruto de una relación anterior.

El 1 de enero, Año Nuevo, un vecino de Rebecca halla una nota introducida por debajo de la puerta, supuestamente escrita por ella, en la que explica que ha sufrido una paliza pero que tiene miedo a denunciar, por la sucesión del mal trato que recibe, el temor a represalias y la violencia del hombre con el que vive. El receptor de la nota contacta con la Policía malagueña y los agentes se presentan en el domicilio de Rebecca.

Lagunas

A partir de ese momento las lagunas informativas crecen. Según parece, los agentes detienen en el piso al supuesto agresor, al que trasladan a la comisaría y se activa el protocolo acorde a estos casos, por lo que las diligencias pasan al juzgado de Violencia de Género.

Parece que Rebecca no acude al forense para un reconocimiento médico y la emisión del pertinente parte de lesiones o, al menos, no ha trascendido ese dato. Sí se deja entrever que la mujer y sus dos hijos quedan en el domicilio, tras la presencia policial.

Lo que sí se ha confirmado es que el presunto maltratador pasó la noche del 1 al 2 de enero, en los calabozos, y que ese día 2, el mismo vecino que había recibido la nota, presumiblemente de Rebecca, llama por segunda vez a la Policía, cuando nota que los hijos de ella están solos en la vivienda.

Desaparecida

Paralelamente, durante esa mañana del 2, Rebecca no acude a los juzgados a cursar denuncia, tal y como le habían pedido los agentes, lo que activa la alarma de su desaparición. La familia de Rebecca recibe la información de los hechos y se traslada a Marbella a recoger a los niños, a los que se llevan a Reino Unido.

Según parece, el detenido es puesto en libertad y se dice que viaja a Madrid. Mientras, los servicios de emergencia, policías y profesionales en rastreos, inician la búsqueda de Rebecca, cuando se constata que la mujer ha abandonado la vivienda sin pasaporte, ni dinero y con la ropa de casa.

12 días

Transcurridos 12 días desde que se detecta su ausencia, aparece, ayer domingo, un cuerpo sin vida, en aguas de la playa de Marbella, avistado por una joven que hacía deporte por el paseo marítimo. En un primer reconocimiento, los signos apuntan a que puede ser Rebecca.

A pocas horas de conocer el resultado de la autopsia y las pruebas de ADN, la familia se teme lo peor y se hace preguntas.

Terror

De confirmase esta secuencia de hechos, y con la certeza de que el terror atenaza a las víctimas de violencia en el hogar, no deja de ser sospechoso que Rebecca optara por confesar su situación a un vecino, si fue ella quien redactó la nota, a modo de llamada desesperada de auxilio.

Un hombre que parece ha manifestado a los investigadores que Rebecca le dijo que “iba a desaparecer en el mar, sin dejar rastro”, con lo que abre la puerta a la sospecha de un suicidio.

Raro

En qué situación se puede encontrar una mujer, para que pida ayuda a un casi desconocido, abandone a sus hijos, salga de casa dejándoles solos y quiera quitarse la vida. ¿Temía Rebecca que su presunto agresor llegara a las últimas consecuencias, una vez puesto en libertad? ¿Cómo fue su vida y la de sus niños en esos dos años en los que, prácticamente, no tuvo comunicación con su familia?

¿La desesperación de Rebecca le ha llevado a tomar una decisión irreversible?, o quizás los hechos hayan ocurrido de otra manera. La investigación, la confirmación de su identidad por la autopsia y el conocer las causas de su muerte, arrojarán algo de luz.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar