contador web

SUCESOS | EN UNA OPERACIÓN COORDINADA POR EUROPOL EN LA QUE HAN PARTICIPADO AGENTES DE LA POLICÍA NACIONAL ESPAÑOLA Y DE LAS POLICÍAS DE GRECIA Y BÉLGICA

Facilitaban la entrada en el espacio Schengen desde Oriente Medio, por 2.000 euros

Por EDURNE G. ORDÓÑEZ. 17/05/2017

Apresadas 7 personas en Madrid y 1 en Atenas, entre las que figuran los líderes del grupo, que han ingresado en prisión. La organización ha operado durante más de 10 años.

inmigrantes
ilegales
Policía Nacional

Pasaportes a 2.000 euros.

Agentes de la Policía Nacional, en colaboración con agentes belgas y griegos, coordinados por Europol, han detenido a los 8 integrantes de una organización, que llevaba más de 10 años favoreciendo la inmigración ilegal de ciudadanos procedentes de Siria, Irak o Afganistán, en la mayoría de los casos con destino a países del norte de Europa, mediante documentos de viaje falsos, que elaboraban en un laboratorio en Grecia.

El principal responsable dirigía las operaciones de traslado de inmigrantes por diferentes estados de la UE, mientras que su hermano se encargaba del papeleo, del que sacaban un beneficio de 2.000 euros por persona; beneficios que podía incrementarse, si los trasladados solicitaban la colaboración de un "pasador", para el cruce de fronteras. El operativo se ha saldado con 7 detenidos en Madrid y 1 en Atenas.

Correo Atenas- Madrid

La investigación comenzó hace casi 2 años, cuando fue detenido un individuo que ejercía de correo (entre Atenas y Madrid) de la documentación falsificada, a instancias del que después resultó ser el principal responsable de toda la trama. A través de él, los agentes llegaron hasta otros miembros de la red y a los distintos países por los que se movían. Con la colaboración de los efectivos de los estados implicados, se pudo conocer la forma de actuar de los sospechosos.

Entre 2.000 y 3.000, pasaporte o visado

Primero captaban a inmigrantes de Oriente Medio, principalmente afganos, sirios e iraquíes, a los que introducían en el espacio Schengen, con destino a países del norte de Europa. Un pasaporte o visado podía costar una media de entre 2.000 y 3.000 euros.

Los pagos se realizaban a través de empresas de transferencia de dinero, a nombre de terceras personas, con la finalidad de impedir la vinculación del dinero con los miembros de la organización.

10 años

Se ha comprobado que la organización llevaba actuando más de 10 años, liderada por un sirio, que se encargaba, desde España o Bélgica (donde residía, alternativamente, para dificultar su detección), de supervisar las operaciones de traslado. Los arrestados tenían residencia legal o incluso la nacionalidad de algún país europeo. El hermano del líder, asentado en Grecia, se encargaba de elaborar los pasaportes y visados falsos.

5 registros

Agentes españoles, belgas y griegos, coordinados por Europol, han realizado, simultáneamente, 5 registros domiciliarios en Madrid, dos en Atenas y uno en Bruselas, en los que han intervenido más de 100.000 euros en efectivo, documentación bancaria, justificantes de empresas de transferencia de dinero, soportes informáticos y dispositivos móviles, así como documentos de viaje.

TAMBIÉN EN:
NOTICIAS AL ALZA ...

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar