contador web

CULTURA | ARTE

ARCOmadrid 2019: la discordia del ninot

Por MIGUEL DONCEL. 01/03/2019

La figura de 4,4 metros que representa al rey Felipe VI y despierta las discrepancias se expone en la feria de arte contemporáneo. ¿La curiosidad? Quien la compre debería quemarla en un año.

Madrid
ARCO
IFEMA
arte contemporáneo
ARCOmadrid
2019
Arte moderno

La figura lleva el perfume que usa el monarca. (Fot.: Julián Ortega)

La polémica está servida… ¿O no? La Feria Internacional de Arte Contemporáneo de Madrid ha vuelto a llenar de creaciones los stands del IFEMA. Desde el pasado 27 de febrero hasta el próximo 3 de marzo es posible descubrir las distintas propuestas de los artistas reclamados en esta cita que cuenta con un visitante especial: en 2019 Perú es el país invitado de honor.  

#PeruenARCO será el tema principal dedicado a la International Contemporary Art Fair, con la llegada especial de las obras de galerías como 3+1 Arte Contemporânea, 80m2 Livia Benavides, Abra, Acacia, Adn Galería, Barbara Thum, Alexander and Bonin, Alvaro Alcázar, Ana mas projects, àngels barcelona, Twin Gallery, Studio Trisorio… ¡Y muchos más! Un centenar de artistas que muestran sus piezas en el pabellón siete y nueve de ARCOmadrid en el que destacan algunas piezas por su carácter reivindicativo.  

Como comienza a ser tradición, de nuevo este año una de las piezas ha acaparado la parrilla de noticias referentes a la feria anual de arte moderno. El ninot que representa al rey Felipe VI, que ha sido presentado por Santiago Sierra y Eugenio Merino, mide al menos 4,4 metros de alto y se ha vendido ya por 200.000 euros.

Imagen del ninot que representa a Felipe VI. (Fot.: Julián Ortega)

La curiosidad de la pieza es que, en el plazo de un año – o sea, para la próxima edición de la cita artística –, debe ser quemada para deleite del público y solo podrá quedarse la calavera que hay en su interior. Además, esta pieza de cera hiperrealista está perfumada con la fragancia Dark Blue de Hugo Boss, que es la que usa habitualmente el monarca.

Sierra llama la atención de sus seguidores por sus piezas de arte político. El artista es experto en causar polémica, ya el año pasado presentó su obra 'Los presos políticos en la España Contemporánea' que tuvo que ser retirada por decisión de la dirección. En esta creación se presentaba con la cara pixelada a 24 políticos, entre los que se distinguía a Oriol Junqueras o Jordi Sánchez.


SANTIAGO SIERRA, UN ARTISTA POLÍTICO

Anteriormente rechazó el Premio Nacional de Artes Plásticas en 2010 porque sentía que si lo aceptaba renunciaba así a la libertad que le había otorgado el arte. Cuatro años antes, en Alemania, representantes judíos protestaron contra una instalación de Sierra situada en la sinagoga de Puhlheim-Stommeln. El madrileño convirtió el lugar sagrado en una cámara de gas.

En Alemania, Santiago Sierra convirtió una sinagoga en una cámara de gas

Mientras tanto, en 2003 la ciudad de Viena fue testigo de una propuesta más reivindicativa. 'La España tapiada' era una creación en la 50ª edición de la Bienal de Venecia, donde obligó a quien visitaba el pabellón de España a acceder por la puerta de atrás y acreditando con el DNI ser españoles. Los guardias jurados se encargaron de que nadie que no fuese de España accediera al recinto. El artista contaba que el público se tiene con topar con un muro que no tiene identidad.

Pero ha sido este año cuando la pieza de Sierra de momento solo ha despertado comentarios de los internautas referentes a si hay polémica o no. Por ejemplo, Lucia Etxebarria en su cuenta de Twitter ha comentado que "sí que se han quemado en muchas ocasiones ninots de la familia real". Y explica que "el ninot en ARCO es una forma de llamar la atención sobre el tema de ir a la cárcel por quemar una foto del rey era posible hasta el 2016".

 

El presidente de la Unión Monárquica de España, Joaquín Coraminas, afirma que la polémica se ve generada por la performance que consiste en una provocación. En un comunicado que ha hecho público señala que hay que "enmarcarlo en un espectáculo provocador y no tiene nada de arte".

Sin embargo, en la inauguración de ARCOmadrid tanto el rey Felipe VI como la reina Leticia han pasado de largo del stand donde se presentaba la pieza. Nada premeditado: Carlos Urroz, codirector de la feria, cuenta que se debe a que el recorrido ya estaba pactado. Y es que, tal y como explica la propietaria de la galería Ida Pisani, la idea de esta obra es la de un ninot como otro cualquiera.

NOTICIAS AL ALZA ...

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Más información X Cerrar